Digital Marketing

Demanda antimonopolio contra Google

Estados Unidos acusa de prácticas monopolísticas a Google (que echa balones fuera)

El Departamento de Justicia y once estados de Estados Unidos interpusieron ayer una demanda contra Google por prácticas monopolísticas en la publicidad en internet y en las búsquedas online.

googleGoogle y otros gigantes de internet eran hasta hace bien prácticamente intocables en su patria chica, Estados Unidos. Sin embargo, su país natal ha dejado de ser un suerte de santuario legal para la compañía de Mountain View.

Después de una investigación que se ha prolongado durante aproximadamente un año el Departamento de Justicia y once estados de Estados Unidos decidieron interponer ayer una demanda contra Google por prácticas monopolísticas en la publicidad en internet y en las búsquedas online.

El caso abierto con el gigante de internet puede convertirse en el mayor caso antimonopolio de las últimas décadas al otro lado del charco.

Jeffrey A. Rosen, fiscal adjunto del Departamento de Justicia, argumenta que Google ejerce de "principal guardián de acceso a la red" a través de "una red ilegal de acuerdos exclusivos que dañan a los competidores".

En los acuerdos exclusivos de naturaleza ilegal rubricados por Google el Departamento de Justicia destaca, por ejemplo, el pago de miles de millones de dólares a Apple para instalar por defecto el motor de búsqueda de Google en el iPhone, y el veto a la instalación de motores de rivales directos mediante contratos especiales.

Rosen echa en cara a Google que con este tipo de prácticas la empresa liderada por Sundar Pichai "ha ahogado la innovación y la creación de nuevos Google".

Google califica la demanda de defectuosa

En este sentido, el Departamento de Justicia insta a Google a poner punto y final a sus prácticas monopolísticas e implementar el "alivio estructural necesario para compensar cualquier daño" a sus competidores directos.

Por su parte, y tras ser confrontado con la demanda, Google se ha apresurado a echar balones fuera y ha calificado la demanda de "profundamente defectuosa".

"La demanda de hoy del Departamento de Justicia de EE.UU. tiene muchos defectos. La gente usa Google porque así lo desea, no porque se vea obligada a hacerlo o porque no pueda encontrar alternativas", enfatiza la compañía de Mountain View.

"Las búsquedas de Google ha puesto la información del mundo al alcance de más de mil millones de personas. Nuestros ingenieros trabajan para ofrecer el mejor motor de búsqueda posible, mejorándolo y afinándolo constantemente. Creemos que es por eso que una amplia muestra representativa de estadounidenses valora y a menudo ama nuestros productos gratuitos”, asevera Google.

En vista del extraordinario poderío financiero de Google, su batalla en los tribunales con el Departamento de Justicia podría prolongarse probablemente durante años.

Más allá de Google, Facebook, Apple y Amazon están también en la mirilla de los reguladores y los legisladores estadounidenses por posibles abusos de poder.

Te recomendamos

Enamorando

Newsletter

Dendary

Smartclip

La Vaguada

Compartir