líderes en noticias de marketing, publicidad y marcas

Google+ no es una red social, es Matrix

¿Qué es Google+? A esta pregunta, la mayoría de las personas que conocen el verdadero significado de estas letras respondería que una red social. Y la respuesta sería correcta a medias. Google+ posee algunas características similares a las de Facebook o Twitter, como por ejemplo, las opciones de buscar y agregar amigos, de seguir, etc. pero la realidad es que en Google+ los usuarios no comparten de la misma manera que en Facebook o LinkedIn. Esto es porque, tal y como explica Google+ no es en sí una red social sino que Google+ es Matrix.

En los 90 esta película que parecía de lo más futurista llegó a las pantallas para mostrar una realidad que ahora no nos parece tan lejana. La idea que vertebra esta trilogía, es que el seguimiento de personas a través de algoritmos y sistemas es real y que todo está conectado. Actualmente hemos comprobado que los imaginativos guionistas de este film tenían razón.

Google+ es el culmen de la conexión total en la que su cuenta de gmail, su perfil como usuario en esta semi-red social, su ubicación en el ‘map’ o su canal de YouTube se integran para dar al usuario una solución adaptada a todas y cada una de sus necesidades. En este sentido, Google+ juega un papel esencial en el que a golpe de clic hace que compartir cualquier cosa imaginable sea posible.

Es el monopolio absoluto de Google, que hace ya algunos años aprendió que era mejor diversificarse hacia todos los mercados que centrarse en lo que le dio origen: su buscador.

Al igual que para Neo el de Matrix, Google ha tomado como obsesión principal el seguimiento, aunque esta vez el perseguido no es el profeta, sino el usuario. Esto no significa que Google se haya convertido en los hombres de negro con gafas, pero en nuestra analogía cinematográfica, sus cookies tomarían esa forma.

A través de estos elementos, Google monitoriza el comportamiento del usuario para ofrecerle servicios personalizados que simplifican sus búsquedas y se adaptan a sus preferencias y necesidades. Google+ también se nutre de esta información.

En las películas de los Hermanos Wachowski , Matrix constituía un universo del que era imposible escapar y del que quedaban fuera muy pocos elementos. Google es Matrix, y cada vez hay menos cosas que se escapan a este gigante. En enero de 2012, Twitter, Facebook y MySpace desarrollaron un plugin conjunto llamado «No seas malvado», en el que evidenciaban el hecho de que Google potenciaba más sus servicios en el buscador para que pareciera que estos eran más populares de lo que en realidad eran.

Google tiene un negocio, y potenciar sus servicios es normal, el problema viene cuando la influencia de esta empresa es absoluta, porque Google se convierte entonces en un denso río donde ir contracorriente es imposible. Esta es la realidad que se esconde detrás: no integrarse en el universo Google (Matrix) supone ser un poco más invisible.

 

Una campaña se vale del arte callejero para recordar a la gente que las prostitutas también son madresAnteriorSigueinteCoca-Cola cambia las botellas de cristal por las de hielo para hacer frente a la canícula veraniega

Noticias recomendadas