Digital

Google rechaza las acusaciones de Bruselas y defiende que no privilegia a ningún anunciante

googleGoogle tiene clara su posición ante la Comisión Europea y así se lo ha hecho saber a la institución. El gigante tecnológico no considera que sus actividades supongan un privilegio para sus anunciantes dentro de las búsquedas realizadas por los usuarios en su buscador, dejando claro que su modelo de negocio se encuentra ajustado a las normas de competencia.

Esta es la principal línea sobre la que se asienta la defensa de Google ante el pliego de cargos realizados por los responsables de Competencia de la UE en los que se acusa al mismo de beneficiar a sus anunciantes dentro de su buscador discriminando a sus competidores. La compañía asegura que su modelo de negocio trata por igual a todos los anunciantes señalando que “mejora en gran medida la calidad de la publicidad y facilita a los consumidores encontrar lo que buscan”, según publica el diario El País.

La empresa con sede en Mountain View tiene muy claro que su publicidad, en ningún caso, daña la competencia. Al contrario, es un modelo que favorece el correcto desarrollo y funcionamiento de la misma al “mostrar anuncios basados en datos estructurados ofrecidos por los comerciantes”, destacando que ofrece resultados “útiles” tanto a anunciantes como a consumidores.

Google deja claro que la publicidad en su buscador aparece “donde siempre hemos mostrado los anuncios”, apuntando que trabajan con una serie de algoritmos especiales que tienen por objetivo maximizar la relevancia de los mismos de cara a los usuarios.

“Los datos provenientes de usuarios y de anunciantes confirman que les gustan estos formatos. Esto no debe considerase como un privilegio, sino que tan solo ofrecemos a nuestros clientes y anunciantes lo que encuentran más útil”, ha expresado Kent Walker, vicepresidente senior y consejero general de Google a través de un comunicado, según se recoge en el citado diario.

Es por esto que el gigante de internet considera “infundadas” las acusaciones vertidas desde Bruselas, especialmente el punto en el que acusa a este de exhibir anuncios pagados por los anunciantes. Esta práctica, según Competencia, estaría desviando el tráfico de los servicios de compras.

“El pliego de cargos no ofrece ningún apoyo a esta afirmación, no tiene en cuenta los importantes beneficios a consumidores y anunciantes y no proporciona una teoría legal clara para vincular esta declaración a una solución propuesta”, se defienden desde Google.

Es por esto que la compañía ha rechazado tajantemente la petición de Bruselas de mostrar dentro de su espacio publicitario anuncios procedentes y clasificados por otras empresas rivales. Una condición que, según la defensa de Google, solo puede imponerse a compañías que estén controlando servicios esenciales como puede ser la electricidad.

“El universo de los servicios de compras ha experimentado un enorme incremento de tráfico en Google, además de crear nuevas empresas e inversiones y de ampliar la capacidad de elección de los clientes”, apuntan desde el gigante que destaca que los usuarios prefieren poder acudir a sitios de confianza en los que poder realizar sus compras mediante una presencia establecida en internet. “Este tipo de avances refleja un sector competitivo y dinámico, en el que las compañías siguen elaborando sus modelos de negocio y en donde convergen los mercados online y offline”, señala el comunicado de Google.

Te recomendamos

#Highway2Sales

NH

Atresmedia

ADN by DAN

Compartir