líderes en noticias de marketing, publicidad y marcas

Digital Marketingnueva tecnologia para no pasar por caja gracias a la inteligencia artificial

La nueva revolución de la IA para no pagar sus compras en caja

La inteligencia artificial llega a los supermercados para sustituir la función de los cajeros por reconocimiento facial

Esta nueva tecnología creada a través de la inteligencia artificial conseguirá que ir al supermercado cambie de forma revolucionaria: pasar por caja no será necesario para pagar los productos escogidos.

compras del futuro inteligencia artificial

Los avances tecnológicos han traído cambios en nuestra rutina laboral desde siempre. Ya lo vimos con la revolución industrial, cuando la creación de nueva maquinaria hizo que la población se sintiera preocupada por la posible falta de empleo, pero lo cierto es que el trabajo ha ido avanzando con la tecnología y se han ido creando nuevos puestos que requieren una formación distinta.

Lo mismo pasa en nuestros días con la era de la digitalización. La tecnología ha llegado a las calles para hacer la vida más fácil al consumidor, o al menos intentarlo. El caso es que la Inteligencia Artificial puede causar temor a priori. Lo nuevo siempre crea dudas, pero no deja de ser una oportunidad para seguir avanzando hacia un mundo en el que la transformación digital se vea reflejada en la calidad de vida del consumidor. Y esto se observa en los nuevos formatos que han salido al mercado que cambian por completo nuestra vida tal y como la conocíamos.

En esta ocasión venimos a hablar de los supermercados. Everis ha invertido en la investigación de un modelo único que ya se está implantando en países de Asia y Norteamérica, y que busca llegar al nuestro en poco tiempo. Se trata de un modelo creado por la empresa Cloudpick con el que el consumidor, con un código QR y reconocimiento facial, puede entrar a la tienda, elegir el producto que quiera y salir sin necesidad de pasar por caja para pagar. La tecnología recoge el precio del producto escogido y al salir de la tienda, automáticamente, se lo cobra al consumidor.

Si no visualiza correctamente el vídeo embedded, haga clic aquí.

Una tecnología de lo más disruptiva, pero que puede causar ciertas dudas en cuanto a consumidor se refiere. Para solventarlas, MarketingDirecto.com ha entrado en contacto con la empresa detrás de esta innovadora idea y ha entrevistado a Manel Romero, director ejecutivo de Retail en everis, quien nos ha respondido con la mayor sinceridad posible sobre las posibles oscilaciones que nos vienen a la mente.

1. ¿Cuál es la principal ventaja de este nuevo sistema?

En everis hemos conseguido hacer la compra más sencilla, haciendo la experiencia más entretenida para los clientes y mejorando la eficiencia del retailer. Esto sencillamente lo hemos hecho generando nuevos modelos de negocio, tanto dentro de las tiendas físicas actuales como en nuevas ubicaciones, proporcionando una experiencia con menos fricciones a los consumidores.

Si nos imaginamos un área desasistida para comida preparada dentro de un supermercado donde es posible coger los productos precocinados y refrescos sin tener que hacer ningún tipo de cola, nos ayuda a preparar un escenario ideal para los que no quieren perder tiempo en la caja. O, si queremos,crear nuevos espacios de tiendas de conveniencia totalmente desasistidas dentro de aeropuertos, oficinas, hospitales, gasolineras… ampliando así tu negocio.

2. ¿Cómo ha reaccionado la gente ante la implantación de una tecnología tan disruptiva en sus vidas?

Utilizamos la tecnología de inteligencia artificial junto con el Big Data para redefinir cómo la gente compra. Esto ya es una realidad en EEUU y Asia donde se están extendiendo de forma imparable porque estos dos mercados están mucho más maduros que el nuestro. El grado de aceptación es alto sobre todo en el colectivo joven que está totalmente digitalizado y lo que busca es satisfacer sus necesidades con rapidez.

3. ¿Cómo cree que reaccionaríamos en España con este cambio de rutina al ir al supermercado? ¿Cree que los comercios estarían dispuestos a implantarla y deshacerse así de sus empleados?

No se trata de reducir la plantilla, sino de generar nuevos modelos de negocio que hasta ahora no se podían llevar a cabo. La caja sin cajero permitirá que, por ejemplo, las tiendas de conveniencia amplíen el horario comercial y garanticen que se puede comprar en cualquier momento del día y de la noche, 24×7.
Liberamos parte del trabajo de cajero para que se centre en reponer los productos del lineal en tiempo real reduciendo los stock-out u ofreciendo a los clientes los servicios que más demandan, como entregas a domicilio o asesoramiento personalizado.

4. ¿De qué forma recoge datos la aplicación para que te reconozca como ciudadano? ¿Queda la privacidad de la persona protegida?

Hay varios modelos de relación, lectura de código QR de la app de tu móvil o mediante la identificación facial para poder acceder a la zona desasistida. Para ello hay que registrarse a través de la app del retailer. En el caso de querer acceder con la cara solo almacenaremos los datos biométricos, en ningún caso guardaremos la imagen del consumidor. Así logramos proteger la privacidad de la persona, algo que es siempre una prioridad.

5. Sin estar registrado en la aplicación, ¿no se podría ir a comprar al supermercado o comercio que tenga implantada esta tecnología?

Sí sería posible. No es necesario tener registrado al cliente, simplemente se podría leer un código QR en la entrada de la tienda y de manera sencilla esto redirige al cliente a la compra desasistida, haciendo posible que pueda entrar y comprar todo aquello que necesite, ideal para aeropuertos, estaciones de tren… donde los procesos de compra son más rápidos y más esporádica.

6. La tecnología también cambia los precios según el inventario que posee, ¿cree que esto puede ser negativo en cuanto a la confianza de la gente por si percibiesen que le suben el precio a la hora de comprar?

Es como siempre, un tema relacionado con la oferta y la demanda, igual que nos hemos acostumbrado a la variación de los precios cuando buscamos un viaje o un hotel, lo mismo irá sucediendo en el resto de los productos. No se trata de subir o bajar el precio, sino ofrecer el mejor dependiendo del momento.

7. Al estar ya implantada en Estados Unidos, Canadá, China, Singapur y Japón tendréis datos suficientes para haberla analizado y conocer más a fondo su resultado. ¿Podría decirnos cuál es el porcentaje de error?

El porcentaje de error es mínimo, nos movemos en entornos de eficiencia cercanos al 99,7%. Hemos probado a engañar al sistema simulando situaciones forzadas irreales logrando detectar los productos que los consumidores adquirieron, pero no existe prácticamente error.

Rafa Nadal ayuda a Telefónica a recordar la efectividad de su red durante el confinamientoAnteriorSigueinteLas claves que marcan el ritmo del sector publicitario según Jaime López Francos, Presidente de Dentsu Media & Performance

Noticias recomendadas