Digital

LA ESCALADA DE LOS WHITEPAPERS

Ya hace años que los whitepapers, o libros blancos, forman parte inevitable de la comunicación B2B en Estados Unidos. Los primeros patrocinios de estudios de mercado, investigaciones tecnológicas y aclaraciones de productos colgados en la web datan de mediados de los años 90. IBM, Intel, Microsoft, Oracle, Siebel y otros gigantes lanzan frecuentemente esta clase de publicaciones.

En cambio en Europa los whitepapers están dando sus primeros pasos y casi siempre introducidos por filiales de empresas estadounidenses. Por el momento, las empresas relacionadas con el negocio online y la publicidad están actuando como pioneros en este sentido. En los portales y sitios web de empresas tecnológicas se puede acceder a menudo a la descarga gratuita de libros blancos.

Sin embargo esta presencia en el sitio web no es suficiente. Hay que promocionar su descarga mediante anuncios patrocinados, banners y botones en sitios webs de contexto y audiencia potencial similar y mediante comailings.

Esta última forma puede ser la más efectiva. El empleo de listas de terceras partes que contengan datos de personas que han consentido al envío de cierto tipo de contenidos puede ser la forma más efectiva de difusión. Y con la difusión del libro blanco también se difunde la autoridad de la empresa en el tema tratado y se atraen visitas y clics al sitio web. Los libros blancos también pueden emplearse para la recogida de datos de usuarios a fin de crear bases de datos. Sin embargo, hay que cuidar que la información que se pida no funcione de atenuante al interés del usuario.

Una tendencia observada en el mercado norteamericano es la difusión de libros blancos creados por terceras partes, pues hay empresas editoras especializadas en la redacción de este tipo de documentos. Sin embargo, hay que tener cuidado con el artículo escogido, pues los usuarios pueden formarse una opinión negativa de una empresa si ven que se les envía el mismo texto bajo distintas marcas.

Te recomendamos

Cannes

Regalos Ecology

Experiencias

Atresmedia

Compartir