Digital

La industria relojera clásica tiembla ante la llegada de los smartwatches

relojes clásicos 2En la actualidad, Suiza concentra el 50% de la producción mundial de relojes, tras años de historia en los que las marcas del país han alcanzado un gran prestigio por su precisión y variedad técnica y creativa.

Sin embargo, la irrupción de las nuevas tecnologías en nuestras vidas está transformando, no solo los hábitos de consumo de los usuarios, sino también el modo en el que nos relacionamos con los productos que nos rodean. Y al igual que ha sucedido en otros sectores, que la tecnología ha provocado un auténtico traspiés transformándola de principio a fin, puede que la industria relojera clásica sea una de las próximas industrias que se vea abocada a su transformación, o incluso a su desaparición.

Al menos así lo ha anunciado Elmar Mock, artífice de la compañía de relojes Swatch que en su día logró combinar la precisión de la relojería con unos precios asequibles. Según recoge el medio digitial Xataka, el fundador de la marca suiza cree que la llegada de los smartwatches revolucionará la industria relojera, especialmente tras la incursión de Apple en este sector.

Durante 2014 Suiza exportó alrededor de 28 millones de relojes, y Mock prevé que Apple producirá una cifra cercana a los 30 millones de unidades del Apple Watch solo durante sus primeros años de vida. El creador de Swatch sostiene que el mayor error de las casas de relojes clásicos sería no afrontar la amenaza que suponen estos nuevos dispositivos wearables, llegando a incluso a predecir que podría ocasionar una gran pérdida de empleos en el sector como ocurriera en los años 70 y 80 con la irrupción de los relojes de cuarzo procedentes de los países asiáticos.

Sin duda, las predicciones del creador de Swatch suponen todo un varapalo de desesperanza para el sector, aunque Jean-Claude Biver, presidente del grupo LVMH, propietario de marcas como TAG Heuer, considera que no está todo perdido, y apuesta por la modernización de los relojes, añadiéndole mejoras como las notificaciones o un sistema GPS. Además, cree que si los smartwatches se popularizaran rápidamente siempre habrá generaciones interesadas en tener los relojes tradicionales.

¿Se convertirán los relojes mecánicos en un objeto de coleccionista? Quizás es demasiado pronto para aventurarse en la respuesta, pues habrá que esperar para ver cómo evolucionan la industria y los gustos de los consumidores y si los pronósticos de Mock se cumplen.

Te recomendamos

México

School

Podcast

Podcast

Compartir