Digital

Los gigantes tecnológicos, el objetivo de la Unión Europea

La Unión Europea intentará acordar este año el impuesto a las grandes tecnológicas

Los estados miembros de la Unión Europea están dispuestos a coordinarse para exigir un impuesto a las grandes empresas tecnológicas.

Unión EuropeaLa Unión Europea está dispuesta a encontrar una solución común para imponer mayores cargas fiscales a las empresas tecnológicas. A pesar de ello, parece que todavía queda mucho camino por recorrer para llegar a la tan deseada unanimidad.

Según el ministro de Finanzas austríaco (país que actualmente ostenta la presidencia de la Unión Europea), Hartwig Löger, los estados miembros han conseguido el reconocimiento común de trabajar en "una solución de corta duración hasta final de año, basada en la propuesta de la Comisión Europea". El objetivo es acabar con la disparidad entre lo que abonan por impuesto de sociedades estas grandes empresas (un 9,5%) y lo que tienen que abonar las compañías tradicionales (un 23,2%), según Expansión.com.

Aunque todos están de acuerdo en que esto es un problema que necesariamente se debe abordar, discrepan en cómo conseguirlo. De hecho, varios países miembros prefieren que la solución a este problema sea global, pactada dentro de la OCDE.

Bruno Le Maire, ministro francés de Economía y Finanzas, ha propuesto la creación de una "cláusula de extinción", que reemplazaría el impuesto europeo por el creado por la OCDE cuando vea la luz. "La vincularemos a una cláusula de extinción, para destacar que será una solución de transición a nivel europeo, y de forma paralela trabajaremos en una solución de larga duración", confirmó Löger.

Pero ni siquiera este movimiento convence a todos los países. Irlanda es el principal estado opositor, al que se unen Finlandia, Suecia y Dinamarca. De hecho, Peter Donohoe, ministro de Finanzas irlandés, afirmó que su país tiene una gran preocupación por el avance de una tasa digital unilateral en la Unión Europea. A pesar de ello, afirmó que evaluarían "cualquier propuesta de cualquier colega".

Por su parte, aunque Bélgica, Luxemburgo, Holanda y Reino Unido han mostrado sus reservas, se han mostrado más abiertos. Alemania también ha mostrado dudas al respecto, en particular sobre cómo evitar que las empresas reduzcan su base imposible, garantizar que se paga donde se genera valor además del coste de recaudación.

Por su parte, el Gobierno español ha mostrado su apoyo a la iniciativa. Nadia Calviño, ministra de Economía, prevé introducir la tasa sobre la base de la propuesta de la Comisión aunque no se llegue a un consenso a nivel europeo. Calviño no ha señalado lo que se espera recaudar con el mismo, puesto que dependerá de su diseño.

Te recomendamos

A3

ADN

Navidad

Recopilatorio

Enamorando

Compartir