Digital Marketing

Las empresas gastan más en la privacidad de los clientes pero no todas por igual

privacidadLas grandes empresas no cesan en su empeño de mostrar a los consumidores que se preocupan por su privacidad ya que estos son su principal activo, pero ¿realmente dicen la verdad? Son cada vez más las compañías que hablan de salvaguardar los datos de sus clientes pero quizás detrás de esta intención lo único que encontremos en muchos de estos casos es precisamente eso, sólo intención.

Esta idea surge tras hacerse públicos los datos de la encuesta realizada a 1.000 empresas por la Asociación Internacional de Profesionales de la Privacidad. De acuerdo a este informe la media que las empresas encuestadas destinan a la protección de datos de sus clientes es de 2.400 millones de dólares aunque este gasto no se distribuye de manera uniforme.

Lo cierto es que para ser justos hay empresas que destinan mucho dinero mientras que otras apenas se preocupan por la seguridad de los datos privados de sus consumidores. La encuesta afirma que todavía lo que podíamos determinar como “tecnología de la privacidad” es algo relativamente nuevo para la gran mayoría de las empresas.

No obstante la inversión total en privacidad y protección de datos es una tendencia al alza. Un tercio de las empresas encuestadas han señalado que entre sus planes se encuentra el contratar a personal centrado en proteger los datos de los clientes a lo largo del próximo año. Un 40% de estas ha mostrado su intención de aumentar el gasto en privacidad de manera significativa en 2015.

Las intenciones de las empresas a la hora de reforzar el personal y la tecnología relativa a la protección de datos tienen mucho sentido. El robo de datos de usuarios ha aumentado en los últimos tiempos lo que sugiere que las empresas no han invertido lo suficiente para proteger los datos de sus clientes. Otras empresas han aumentado la encriptación de sus productos y servicios como es el caso de Apple con el iPhone 6 o Facebook y sus chequeos de privacidad.

Llama la atención que aunque algunas empresas como la startup Fitbit que ha simplificado su política de privacidad para favorecer la comprensión de la misma por parte de los usuarios lo cierto es que la mayoría de las políticas de privacidad de las empresas siguen resultando bastante opacas de cara a los clientes. Defensores de la privacidad alertan de que estas políticas suelen ser tan extensas y complejas que en muchas de las ocasiones ni los propios empleados saben lo que está permitido y lo que no.

Te recomendamos

Enamorando

Newsletter

Dendary

Smartclip

La Vaguada

Compartir