Digital

Los banners: ¿vistos y no vistos?

Los banners hicieron irrumpieron en el terreno de la publicidad online en 1994 y desde entonces se han convertido en un formato publicitario omnipresente en la red de redes. La mayor parte de los banners apuesta por los elementos llamativos para lograr que los internautas hagan clic en ellos. Sin embargo, el desgaste y el mal uso que algunos anunciantes hacen de ellos han hecho que la popularidad de los banners haya caído en picado en los últimos años.

Aún así, ¿hasta qué punto es cierta la "mala prensa" de este formato publicitario? Prestige Marketing trata de responder a esta pregunta con una infografía en la que disecciona el estado actual de los banners. En ella destacan los siguientes datos:

- Los usuarios mayores de 55 años son más proclives a hacer clic en los banners.

- El 48% de los internautas de entre 15 y 24 años ha hecho clic en alguna ocasión en un banner.

- La tasa media de clics en los banners online es del 2,1%.

- El 71% de los licenciados universitarios ha hecho clic en al menos un banner en los últimos 6 meses.

- El 59% de los internautas con bachillerato o menor formación ha hecho clic en un banner durante los últimos 6 meses.

- El 39% de los usuarios hace clic en los banners porque éstos muestran un producto en el que éstos estaban interesados ya previamente, y o bien porque ponen de relieve un producto en el que no habían reparado con anterioridad.

- El dinero generado por clic en los banners online es de entre 25 y 55 céntimos.

- Las principales razones por las que la gente no hace clic en los banners son las siguientes: no están interesados en ellos (31%), no quieren ser rastreados en la red (31%), no quieren que los pop-ups inunden la pantalla del ordenador (46%), no quieren que ningún virus contagio su equipo (55%), no desean recibir spam por parte de los anunciantes (57%), no son suficientemente relevantes para ellos (58%), y no quieren distracciones mientras navegan en internet (61%).

- Hacer clic en un banner es menos probable que: conseguir un póquer de ases, ganar un premio en la lotería, dar a luz a gemelos, ser aceptado en Harvard, escalar el monte Everest y llegar a la cima, completar el entrenamiento de los Navy Seals, y sobrevivir a un accidente aéreo.

Te recomendamos

A3

ADN

Navidad

Recopilatorio

Enamorando

Compartir