Digital

Los "vecinos" incómodos, los culpables de que uno de cada diez anuncios online se autocensure

anuncios onlineA veces la publicidad online tiene como "vecinos" a contenidos francamente indeseables. Razón de más para que los anunciantes decidan cambiar de "vecindario". Según un reciente estudio llevado a cabo en Reino Unido por la empresa de marketing online Integral Ad Science, el 11% de la publicidad online sale de la circulación por aparecer junto a contenidos que son "inadecuados" a ojos de los anunciantes.

El tema de los "vecinos" incómodos en la publicidad online ha dado mucho que hablar durante los últimos días en Reino Unido después de que The Sun publicara una información en la que desvelaba que grandes marcas como British Gas y O2 se anunciaban en webs dedicadas a temas tan espinosos como la pedofilia, el incesto, el bestialismo y el racismo.

Sin embargo, y pese lo grave de este asunto, lo cierto es que los “vecinos” fastidiosos no han sido, hasta ahora, gran motivo de preocupación entre los anunciantes en el universo de la publicidad programática.

Cuando el pasado mes de febrero Infectious Media tomó el pulso a los “marketeros” para poner nombres y apellidos a sus principales miedos en torno a la publicidad programática, la falta de transparencia financiera (65%) y la complejidad de este ecosistema publicitario (55%) encabezaban la lista de sus preocupaciones. Bastante por detrás quedaba en esta lista de preocupaciones la inseguridad (25%) a la que están en ocasiones expuestas las marcas en los entornos de la publicidad programática.

De todos modos, y en vista de lo azarosas que son a veces las parejas que la publicidad programática tiene a bien endilgar a los anunciantes, es muy probable que los “marketeros” se tomen cada vez más en serio esta problemática. Al fin y al cabo, no es lo mismo sentirnos avergonzados por aparecer en una web de pedofilia que ser conscientes de que nuestra marca está dando soporte financiero a esa página.

Te recomendamos

Eficacia

Atresmedia

ADN by DAN

EL OJO

Compartir