Digital

Montoro pone el ojo en el e-Commerce, los youtubers y la economía colaborativa

El rápido avance de los nuevos modelos de economía colaborativa y los nacidos en el entorno digital están en el punto de mira de la Agencia Tributaria. El motivo reside en el objetivo marcado por el ministro de Hacienda, Cristóbal Montoro, de reducir el déficit al máximo este 2017.

Así ha quedado desvelado por el nuevo Plan Anual del Control Tributario para este año en el que, como ha sucedido en anteriores ocasiones, la economía sumergida y los grandes patrimonios tampoco quedan fuera del ojo del Gobierno.

Tal y como señalan desde Hipertextual, el ministro ha mostrado un especial interés en hacer que sus inspectores revisen concienzudamente las actividades que se desarrollan en el sector digital.

De esta forma se sitúan en el disparadero aquellas empresas que actúan como intermediarias entre usuarios. Según la Agencia Tributaria estamos ante una actividad que resulta lucrativa para ambas partes de la que Hacienda no está percibiendo nada.

Llegados a este punto toca hablar de economía colaborativa. El primer paso que debería dar el Ejecutivo de Mariano Rajoy es establecer una definición clara y concisa de lo que supone para ellos este tipo de prácticas.

Montoro además ha señalado que se investigarán los resultados financieros de las empresas que tributan en el extranjero, y poder así establecer una comparación con los resultados obtenidos dentro de nuestras fronteras. Un planteamiento que afectaría directamente a compañías como Uber o Cabify.

Pero los que realmente van a verse afectados son Airbnb y Blablacar. En el caso de la primera empresa son cada vez más las voces que solicitan que declare todos los ingresos, puesto que únicamente declara el IVA del porcentaje que reciben ellos, en vez del total generado por dicha actividad económica.

El e-Commerce tampoco escapa al recaudatorio ojo de Montoro. El ministro sabe que el pasado año este sector generó en nuestro país más de 7.000 millones de euros y Hacienda no se está quedando con su parte del suculento pastel.

Motivo por el que se van a endurecer los controles establecidos en los nuevos modelos de pago que estén relacionados con el comercio electrónico. Una medida extensible también a las empresas que llevan varios años operando en España y continúan siendo grandes desconocidas para la Agencia tributaria. Tal es el caso de Paypal.

Por último, Montoro quiere que cualquier profesión vinculada con el entorno digital se ponga al día con las ganancias obtenidas. Una medida con la que se pretende que los blogueros y youtubers estén al corriente con Hacienda en caso de que no lo hayan hecho ya.

Te recomendamos

Eficacia

Atresmedia

ADN by DAN

icemd

Compartir