Digital

¿Por qué Nokia, de Microsoft, quiere tener un móvil Android?

NokiaNokia, el fabricante de teléfonos móviles más grande del mundo entre 1998 y 2012 ha dejado escapar la oportunidad de dominar el mundo. Uno de los principales problemas de la compañía son los países en desarrollo de África y Asia meridional donde la competencia, especialmente Samsung, vapulean a Nokia y la compañía está dispuesta a poner freno a esta situación.

Pero Nokia ha anunciado en el Mobile World Congress una nueva estrategia para intentar recuperar la posición dominante perdida: una línea de teléfonos Android.

La nueva línea de Nokia X está formada por tres teléfonos: el X, X + y el XL. Tres terminales de bajo coste que no se parecen en nada pero que tienen en común un diseño en colores brillantes con el que Nokia pretende resolver el problema de su popularidad.

Los nuevos teléfonos Nokia X son ‘cheapies’ y hay bastantes posibilidades de que ni siquiera se pongan a la venta en el mercado de EEUU. La compañía deja claro que sus nuevos modelos son mucho más bonitos que la mayoría de los ‘cheapies’ con diferentes características como variación en el tamaño de las pantallas de inicio o colores brillantes.

El Nokia X utiliza Android pero de una forma como nunca antes lo habíamos visto ya que el dispositivo actúa como un “tenedor” de este sistema operativo, lo que significa que es en esencia, una versión propia de Nokia. Esto es algo totalmente legal ya que Android posee código abierto.

Pero Nokia no se ha desprendido completamente de Microsoft, ya que la mayoría de los servicios integrados en la línea X toma el valor de los servicios de Microsoft tales como el buscador de Bing, el correo electrónico de Outlook o la música de Microsoft.

Muchos definen esta apuesta de Nokia como un caballo de Troya: un teléfono Android de aspecto agradable pero que está diseñado para que nuestro cerebro lo asocie y familiarice con los servicios de Microsoft.

La otra razón que tiene Nokia para abrazar el sistema Android es algo más compleja. En la última década Nokia no ha sido un fabricante de teléfonos dominante en EEUU, pero sí lo ha sido en países en desarrollo como India donde Nokia goza de un enorme potencial. Es aquí donde radica el acercamiento de Nokia a Android.

Un teléfono destinado a la India o África tiene que ser barato y además compatible con el mayor número de servicios posible. Los tres modelos que forman parte de la línea X lanzada por Nokia además de ser presentados como cheapies, funcionan con el sistema Android lo que permite a estos terminales hacer casi de todo. Y esto, es lo importante para Nokia que ya que no puede competir con sus grandes rivales en los países desarrollados, se lanza a la conquista de los nuevos mercados emergentes con esta nueva línea de dispositivos.

Te recomendamos

#Highway2Sales

Eficacia

Atresmedia

ADN by DAN

Compartir