Digital

Cómo salir del filtro burbuja del social media

burbujaLa semana pasada escuchábamos, en una charla de TED, a Eli Pariser hablar de las consecuencias que traería para los usuarios la imposición del llamado "filter bubble" o filtro burbuja, un algoritmo que filtra los contenidos en función de los gustos y preferencias.

Sin embargo, el hecho de que solo se muestren aquellas noticias próximas a nuestro pensamiento deja fuera muchos otros puntos de vista que, aunque no compartamos, enriquecen nuestra visión del mundo, pues ofrecen una visión mucho más amplia de los asuntos.

Y, en el momento político y social en el que nos encontramos, se hace más necesario que nunca ser capaces de ver la realidad en su conjunto. Los usuarios se están dando cuenta de cómo las redes sociales limitan su capacidad para ver el mundo en todas sus dimensiones y son muchas las voces que han protestado en contra de este filtro.

Los medios de comunicación son los principales responsables de evitar esta ceguera en el mundo digital. Así, deben encontrar el equilibrio entre esos contenidos que quieren leer los usuarios y que deben leer por ser beneficiosos para generar debate y reflexión en los ciudadanos.

Pero los medios no solo se limitan a la prensa o las cadenas de televisión presentes en el mundo 2.0 sino también a las propias redes sociales que son ya medios con un alcance de masas.

Facebook con sus miles de millones de usuarios y su Instant Articles es responsable también de velar por un equilibrio informativo en sus contenidos, al igual que Twitter o YouTube, que conforman plataformas de difusión de noticias a gran escala.

Los marketeros tampoco están exentos de asumir su parte de responsabilidad y es que, como contadores de historias que son, de alguna manera con sus campañas definen el mundo y establecen un marco sobre el que mirar la realidad. Es por ello que, a través de la investigación, deben asegurarse de transmitir con sus mensajes la amplia variedad de perspectivas de sus consumidores.

No obstante, echarle toda la culpa a la industria del sesgo informativo que generan los algoritmos no sería del todo justo. Los individuos, a título personal, deben asumir sus deberes y derechos como ciudadanos, consumidores y usuarios y hacerse cargo de la realidad en la que viven, que no es ni mucho menos completamente afín a las propias creencias.

El mundo está compuesto por lo que queremos ver, pero también por lo que no queremos ver. No le demos la espalda a nuestro alrededor. Es hora de salir de la burbuja.

Te recomendamos

Eficacia

Atresmedia

ADN by DAN

EL OJO

Compartir