Digital

Se acerca la (terrorífica) rebelión de los robots: los de Google ya pueden abrir puertas

robotsLa ingeniería robótica cada vez está más avanzada, por lo que no es sorprendente que cada vez haya más personas que temen a los robots o que realmente llegue a producirse la temida rebelión de las máquinas.

Pero lo cierto es que, si en algún momento llegara a darse tan inquietante evento, gran parte de la culpa la tendrá Google -más bien Alphabet, el nuevo nombre de la empresa matriz desde hace unos días-, porque su filial de robótica más importante, Boston Dynamics, acaba de mostrar al mundo los últimos avances de su robot buque insignia, el Atlas, que forma parte de la línea DARPA Robotics Challenge.

Atlas ya es capaz de encontrar su camino en el mundo, o al menos, de intentarlo. De acuerdo a Popular Science, los ingenieros enviaron al robot “fuera” al mundo por primera vez, junto a un paquete de energía atado al robot. Pero el fundador de la compañía, Marc Raibert, dijo en una conferencia reciente que en un futuro el androide será incluso capaz de pasear por sí mismo.

Aunque a priori Atlas puede parecer una persona ebria tropezando por el bosque e intentando al llegar a casa tras una noche movidita, en realidad parece haber perfeccionado la capacidad de caminar, e incluso de correr, en el bosque. Raibert dijo que la movilidad de Atlas está cerca de la de un ser humano, pero que aún no está en ese nivel.

robots boston dynamics

Y si esto no es lo suficientemente aterrador, los ingenieros de Boston Dynamics han hecho un perro robot con un brazo para una cabeza, aparentemente inspirándose en Sid, el chico malo de la primera película de “Toy Story”.

Raibert agregó que el equipo examinó a Atlas para ver cómo le iba en condiciones de incertidumbre. Atlas utiliza un sistema de radar láser para “ver” el mundo, similar al de los coches autónomos de Google. “El mundo es sólo un reto totalmente diferente al laboratorio”, dice en el vídeo. “No se puede predecir cómo va a ser”.

Te recomendamos

#Highway2Sales

Eficacia

Atresmedia

ADN by DAN

Compartir