Digital

Tras Twitter y Facebook, ahora es Microsoft la acusada de discriminación de género

microsoft discriminacionLa sombra de la discriminación de género crece en Silicon Valley y en otros gigantes de la tecnología.

Ahora es Microsoft quien, por primera vez, se enfrenta a una propuesta de demanda colectiva que reclama que su política de empleo es discriminatoria contra las mujeres.

La ex empleada técnica de Microsoft Katherine Moussouris presentó ayer en la corte federal de Seattle (Washington) la propuesta de demanda. Moussouris afirma que las acciones que determinan la remuneración y los ascensos de las trabajadoras discriminan a las mujeres y espera que se unan a su causa cualquier trabajadora técnica estadounidense que haya estado en Microsoft desde el año 2009 y representarlas a todas.

De acuerdo a su declaración, sus supervisores ascendieron a hombres menos cualificados que ella, quienes le dijeron que no le gustaba “su forma o estilo”. Microsoft da a los empleados un ranking numérico basado en las evaluaciones de rendimiento, pero según su denuncia, a las mujeres se les entrega de forma rutinaria calificaciones inferiores en función a criterios subjetivos.

También afirma que recibió un bonus bajo en represalias por haber denunciado el acoso sexual. Moussouris renunció en 2014 tras siete años en la empresa, dice la demanda, porque los supervisores no abordaron lo que ella consideraba lo que era discriminación constante. Aunque no está claro qué busca la denunciante, la demanda dice que serían más de 5 millones de dólares por daños.

“Microsoft infravalora sistemáticamente los esfuerzos y los logros de sus empleadas técnicas”, señaló Adam Klein de la conocida firma de abogados de empleo Outten & Golden en Nueva York, una de las que representan a Moussouris.

El CEO de Microsoft, Satya Nadella, el año pasado fue criticado por sugerir en una conferencia de la industria que las mujeres que trabajan en puestos tecnológicos, no deben pedir aumentos de sueldo y deben tener fe en que sus empresas las compensen de forma justa. Más tarde se disculpó, pero también defendió que la compañía pagó los hombres y mujeres por igual, cuya plantilla asciende a los 117.000 empleados en la actualidad.

Otras grandes compañías tecnológicas también se han enfrentado a demandas por discriminación de género, como Twitter y Facebook, pero el caso más sonado fue el de Ellen Pao, CEO de Reddit hasta julio de este año, quien demandó a la firma de capital de riesgo de Silicon Valley, Kleiner Perkins Caufield & Byers, alegando que sus jefes le discriminaban con comentarios sexistas, excluyéndola de reuniones y dándole a los hombres los mejores puestos.

Aunque finalmente perdió el caso, logró hacer ruido y consiguió que poco a poco se mire más con lupa la política laboral de los gigantes tecnológicos (según la Oficina de Estadísticas Laborales, los hombres de la industria de la tecnología el año pasado ganaron cerca de un 24% más que sus colegas femeninas), hasta el punto de que Google se comprometió a invertir 150 millones de dólares en el aumento de la diversidad. 

Te recomendamos

México

2boca2

podcast

A3media

Compartir