Digital

Y GOOGLE SE EQUIVOCÓ

Durante unos 40 minutos, internet dejó de ser el sitio que conocemos para convertirse en una jungla llena de peligros. Por un fallo de indexación de sitios web, todos los resultados que arrojaba el buscador eran clasificados como potencialmente peligrosos para el ordenador.

El sábado 31 de enero, poco antes de las cuatro de la tarde, Google se convirtió en un peligro para sí mismo. El mayor buscador del mundo falló durante media hora: cada clic en resultados de búsqueda, fuese cual fuese la palabra clave, recibía la misma respuesta: This site may harm your computer; “este sitio web puede dañar su ordenador”. El buscador alertaba de su propia peligrosidad ¿Fue una especie de huelga del motor de búsqueda?

Para poder navegar durante esa media hora larga, había que irse a otro buscador o introducir la dirección http manualmente en el campo de dirección. Pero para muchas personas, que no haya Google es sinónimo de que no haya internet. Al parecer, el buscador presentó este problema en todo el planeta.

La causa del problema no está muy clara, pero aparentemente se trataría de un problema con el servicio público StopBadware, que alerta a los usuarios de los sitios web potencialmente peligrosos por contener virus o programas maliciosos. StopBadware recoge quejas de usuarios y elabora listas de sitios web considerados peligrosos, lista que envía a Google. Según indica en el blog oficial de Google su vicepresidenta, Marissa Mayer, al subir esta lista el sábado, por equivocación se clasificaron como peligrosas todas las URLs indexadas por el buscador. “¿Qué pasó? Muy sencillo, un error humano”, afirma la vicepresidenta y responsable de productos de búsqueda y experiencia del usuario.

Te recomendamos

#Highway2Sales

NH

Atresmedia

ADN by DAN

Compartir