e-commerce

Dropshipping, una técnica e-commerce bajo coste

Dropshipping, la potente técnica de ventas que triunfa en las e-commerce

El Dropshipping es una técnica de ventas que triunfa en el mundo e-commerce en el que el propietario de la misma no debe hacerse cargo de la logística de los productos que demanda el usuario

Dropshipping Desde hace ya unos años, las ventas online han ganado un gran protagonismo. Y es que el auge de la tecnología y el ámbito digital han cambiado totalmente el panorama comercial, dando lugar a un número cada vez mayor de e-commerce.

Pero vender por internet no es nada fácil, y menos si no se posee una estrategia adecuada con los medios necesarios. Son muchas las personas que se deciden por montar un negocio online pero se plantean qué productos vender. Con ello, el Dropshipping ha ganado más popularidad que nunca.

Se trata de una potente técnica de ventas que permite a los usuarios vender a través de la red productos que no se poseen en stock, mediante acuerdos y negociaciones con el fabricante o mayorista, para que este se los envíe directamente al cliente final.

¿Qué significa esto? Que desde la e-commerce se pueden vender productos que no se poseen físicamente. De este modo aquella persona que decide emprender y apostar por un negocio online de este tipo, sería el responsable de una e-commerce de Dropshipping, donde vendería productos de un tercero, al que se le conoce como "Dropshipper".

Para ello son necesarios acuerdos y negociaciones con un mayorista y, para lograrlos, el buen posicionamiento de la e-commerce es vital. Además, la seguridad, la transparencia o un buen diseño son indispensables para convertir a los usuarios en clientes fieles de la tienda.

Tras haber realizado el acuerdo, en el momento que una persona compre esos productos en la e-commerce, el proveedor recibirá a su vez una notificación que le avisará de que debe enviar a los clientes los productos determinados que han comprado.

Toda una ventaja tanto para el propietario de la e-commerce como para el proveedor de productos, pues el primero puede vender productos sin stock y ganar una comisión concreta sobre el precio que otorga el fabricante. Por su parte, el Dropshipper logrará aumentar las ventas de su producto en internet sin necesidad de tener que estar preocupado por el posicionamiento o la gestión de una e-commerce con la que llegar a sus usuarios o clientes.

¿Es fácil montar una e-commerce de Dropshipping?

Lo cierto es que, aunque parezca fácil, no lo es. Y es que, a pesar de sus múltiples ventajas, también cuenta con algunos contras que hay que tener en cuenta, entre los que se encuentra la necesidad de un buen trabajo, como ocurre en cualquier negocio de éxito.

Primero que nada, en importante contar con una buena imagen de marca, con un nombre adecuado para la e-commerce, así como un logotipo adecuado y fotografías en la web llamativas de acuerdo con el negocio concreto. Así, conviene buscar buenas imágenes para página web en la red y dotar a su negocio de la identidad que merece.

Lo mejor de este tipo de negocio online es que no necesita mucha inversión inicial, por lo que realmente se trata una forma "barata" de crear un negocio, pues el responsable de la e-commerce no asume gastos de instalación, aprovisionamiento o distribución del producto, ni de personal. Esto también implica una menor preocupación en términos de logística, algo que suele traer de cabeza a más de una e-commerce. Por todo ello, se trata de un negocio que asume poco riesgo, ya que asume unos costes fijos bastante bajos, y los variables dependen del éxito de las ventas.

Respecto a las posibles desventajas, no son tanto un aspecto negativo como un hecho a tener en cuenta en cualquier negocio. Hablamos del esfuerzo. Concretamente, una e-commerce de Dropshipping requiere una gran labor en SEO y SEM, pues como ya hemos comentado anteriormente, el posicionamiento web es el aspecto que mayor dedicación requiere para aumentar las ventas. Una de las claves se encuentra en buscar ayuda en empresas especializadas como SEO Ibérica.

Además, otro aspecto delicado es la posible falta de seriedad y compromiso del proveedor, pues esto da lugar a una mala experiencia del cliente. Por ello, conviene dejar muy claros los acuerdos de antemano e informar al mayorista de las ventajas que recibe al vender en la e-commerce.

No obstante, este tipo de negocio online es uno de los más populares del momento en el ámbito digital, y es que para todo aquel que tenga ganas de trabajar y apueste por proveedores de confianza y serios, la e-commerce se convertirá en todo un éxito.

Te recomendamos

FOA

Youtube

A3media

México

Compartir