líderes en noticias de marketing, publicidad y marcas

Las ventas online mejoran las perspectivas de las primeras rebajas de la nueva normalidad

e-commerce MarketingInfografía de transacción online

Las ventas online de prendas de vestir se incrementan

Las ventas online mejoran las perspectivas de las primeras rebajas de la nueva normalidad

El 39,6% de las españoles entre 16 y 74 años compró alguna prenda de vestir online durante 2020

El mes de julio es sinónimo de temporada de rebajas. Precios imbatibles, descuentos tentadores y miles de comercios deseando hacer su agosto, más aún si tenemos en cuenta que se trata del primer periodo de rebajas con cierta normalidad desde que comenzara la pandemia. Sin embargo, este año tampoco hemos vuelto a ver las tradicionales largas colas en las cajas de los establecimientos o impacientes compradores arremolinados desde bien temprano en las puertas de los grandes almacenes esperando a que abran para cazar la mejor oferta.

Aunque esto no necesariamente nos hace prever una mala campaña para el comercio en España, sino más bien lo contrario. Según las cifras de Acotex, la asociación nacional de moda retail, durante el pasado mes de junio, las ventas del sector textil y del calzado cayeron un 0,3%, la menor caída desde el inicio de la pandemia y, por tanto, el primer signo de la recuperación de uno de los sectores más mermados por la crisis del coronavirus, con más de 26.000 empleos destruidos. ¿Una de las claves de la recuperación? El fuerte impacto del eCommerce, que ya supuso el 19,4% de las ventas del sector durante el año 2020, según un informe de Kantar.

Según los últimos datos publicados por la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia (CNMC), el eCommerce facturó sólo durante 2020 más de 51.600 millones de euros en España, lo que supone un 5,8% más que durante el año anterior. De este elevado volumen de negocio, la rama de actividad más destacada fue precisamente el de las prendas de vestir, que alcanzó el 9,8%, es decir, casi una de cada diez operaciones. Esto supuso, sólo durante el último trimestre del año, más de 21 millones de transacciones, frente a los 6 millones de transacciones realizadas hace apenas cinco años.

“El sector textil y el eCommerce han vivido una revolución en los últimos años. Frente a la desconfianza inicial de los consumidores, cada vez más personas se atreven a realizar sus compras online. La clave del éxito ha radicado en las mejoras del sector logístico, cada vez más rápido, eficiente y resolutivo con problemas tradicionales como la gestión de las devoluciones y cambios o las entregas”, señala Noelia Lázaro, Directora de Marketing de Packlink.

Incremento en las ventas online de prendas de vestir, una cuestión de confianza

Hasta hace no mucho tiempo, la compra de ropa y calzado a través de plataformas online era prácticamente residual en España y reservada para usuarios muy familiarizados con Internet. La falta de confianza en los sistemas de pagos, problemas con el tallaje, o los complicados y costosos sistemas de devolución de las prendas adquiridas se habían insertado en el imaginario colectivo de los consumidores españoles y generado reticencias en el sector.

Sin embargo, el cambio de tendencia parece confirmarse, especialmente en estos últimos meses, impulsados en parte por la pandemia. Según las últimas cifras del Instituto Nacional de Estadística (INE), el 39,6% de los españoles entre 16 y 74 años adquirió alguna prenda a través de Internet durante el año 2020.

Una tesis que se refuerza con el estudio ‘Radiografía de vendedores online’ publicado por Packlink el pasado mes de junio. Según los datos de la start-up española, más del 50% de los envíos realizados a través de su plataforma de logística profesional, Packlink PRO, estuvieron vinculados a la categoría de moda y complementos durante el primer semestre de 2021. Unos datos que desbancan a los tradicionales productos estrella del eCommerce, los tecnológicos, que han pasado a representar algo menos del 40%.

Sin embargo, apenas un 15% de las devoluciones e incidencias están relacionadas con una talla errónea y ni siquiera un 5% se deben a defectos en el producto. El principal problema para los consumidores españoles son los retrasos en las entregas, que acumulan casi el 40% de las reclamaciones. Un dato que puede explicarse por la aparente impaciencia del consumidor español. De los cuatro principales mercados de la Unión Europea -España, Francia, Italia y Alemania-, España es con diferencia el mercado donde más servicios de entrega urgente se solicitan con casi un 40%, frente al 12% de Francia, 19% de Italia o apenas un 4% de Alemania.

La tendencia al alza del eCommerce en el sector textil va a mantenerse en los próximos años. Y no será en detrimento de las tiendas físicas, sino un complemento para que este sector, tan relevante en el conjunto de la economía española, siga creciendo y expandiéndose por el resto del mundo”, concluye Noelia Lázaro, Directora de Marketing de Packlink.

 

Las aerolíneas y los aeropuertos más valiosos del mundoAnteriorSigueinte12 recursos imprescindibles para crear una aplicación móvil que arrase

Noticias recomendadas