Mobile

Google devolverá 19 millones de dólares por las compras realizadas por niños a través de sus apps

niño ipadGoogle se ha comprometido a reembolsar al menos 19 millones de dólares para resolver los cargos de los que se acusa a la compañía como consecuencia de haber facturado injustamente a los padres las compras que sus hijos han realizado mientras jugaban a jugos como Ice Age Village o Air Penguins en sus dispositivos móviles.

La Comisión Federal de Comercio (FTC por sus siglas en inglés) de EEUU afirma que en ocasiones los niños han llegado a cargar en las tarjetas de crédito de sus progenitores cientos de dólares sin su permiso mientras jugaban a algunos de estos juegos. Además, la FTC señala que el gigante de internet también había acordado modificar sus prácticas de facturación para que los padres puedan conocer las compras que realizan sus hijos mientras utilizan sus teléfonos móviles.

Por su parte Google afirma que ya implementó una serie de cambios en marzo de 2014 que contribuían a que las facturas en la relación a los gastos efectuados por compras a través de dispositivos móviles fueran más claras. Además señala que dio opción a los consumidores de que pudieran establecer contraseñas para que fueran introducidas cada vez que se desease realizar una compra como mecanismo para evitar cargos que no hayan sido autorizados por los padres.

“Estamos contentos de que se haya puesto la atención en esta asunto para que así podamos centrarnos en la creación de nuevas formas de que la gente pueda seguir disfrutando con nuestros servicios de entretenimiento”, explica un portavoz de Google.

La FTC ya detectó un caso similar en Apple el pasado mes de enero por el que la empresa acordó reembolsar a sus clientes alrededor de 32,5 millones de dólares en compensación por cargos efectuados por niños sin el permiso de sus padres. También se comprometió a cambiar su sistema de facturación para que sea necesario el consentimiento de los progenitores a la hora de efectuar compras a través de las aplicaciones. Google y Apple no son las únicas empresas ya que la FTC también demandó a Amazon el pasado mes de julio por infracciones similares.

La FTC explica que las empresas son demasiado laxas al permitir que los niños puedan jugar o acceder a aplicaciones que ofrecen compras que pueden ser pagadas con las tarjetas de crédito de sus padres. Por ejemplo, en Air Penguins, los niños pueden comprar peces virtuales que pueden llegar a costar hasta 49,99 dólares para alimentar a los pingüinos virtuales.

Google comenzó a ofrecer aplicaciones con cargos virtuales en 2011 sin que fuese necesaria una contraseña u otras medidas que asegurasen que los padres habían aprobado dichas compras. No fue hasta 2012 cuando el gigante de internet comenzó a solicitar la contraseña de los titulares de las tarjetas de crédito. Pero esta no es la solución, ya que una vez introducida la contraseña se abre una ventana que permanece activa 30 minutos a través de la podemos realizar compras sin necesidad de volver a introducir la contraseña.

Te recomendamos

Cannes

Regalos Ecology

Experiencias

Atresmedia

Compartir