Mobile

Google se pone duro con la política de publicidad para aplicaciones

Google se pone duro con la política de publicidad para aplicacionesGoogle Play está creciendo y parece que quiere dejar atrás la imagen de salvaje Oeste que daba la tienda de aplicaciones Android. Por eso, ha mandado una carta a los miles de desarrolladores de la plataforma informado sobre los cambios que endurecerán la política para aplicaciones de Google. Para la nueva política se han revisado los términos para los nombres de las apps, los iconos, los métodos de pago, la privacidad, el spam y la publicidad. Un montón de cambios que han incomodado y frustrado a muchos desarrolladores, y también usuarios.

Según ha informado Google, los desarrolladores de nuevas apps tendrán que adaptarse a los cambios desde ahora, y aquellas aplicaciones que no cumplan las normas tendrán 30 días para adaptarse o serán expulsadas de la app store. Eso sí, la aplicación de estas normas de forma retroactiva es más compleja.

Éstos son los cinco principales cambios que Google introducirá en Google Play:

1. Política de pago
Todas las transacciones relacionadas con las aplicaciones de Google Play, tanto descargas como compras desde la aplicación, deben usar el sistema de pago de Google, a no ser que la compra sea de productos o contenidos que se consuman fuera de la app o productos físicos. Además, advierten de que los desarrolladores engañar a los usuarios sobre las apps, los servicios o la funcionalidad de éstas, aunque la interpretación es bastante subjetivas.

En cuanto a las suscripciones, Google asegura que los usuarios no recibirán una devolución si cancelan la suscripción en mitad del periodo, aunque permite a los desarrolladores ofrecer políticas más flexibles.

2. Nombres e iconos
El objetivo de esta nueva norma es reducir el número de copias de aplicaciones, aunque su aplicación retroactiva va a ser complicada. “No finja ser otra persona, y no haga como que tu app está autorizada o producida por otra compañía u organización si no es el caso”, escribe Google. Es decir, una aplicación no puede tener un nombre o un icono que pueda confundirse con productos ya existentes o con los que ya vienen de serie con el dispositivo, como la cámara, la galería o los mensajes.

Lo que no está muy claro es cómo decidirá Google qué aplicación se parece a otra, ni quién será el encargado de decidir que iconos son similares y, al final, es posible que se caída en favorecer al que afirme haber puesto su nombre antes y la interpretación subjetiva que haga Google.

3. Privacidad e información personal
Aunque parece algo obvio, ésta es la primera vez que Google habla abiertamente de “productos peligrosos”. “No transmita virus, gusanos, defectos, troyanos, malware o cualquier otro producto que pueda introducir vulnerabilidades en la seguridad o dañar los dispositivos, aplicaciones o datos personales”, advierte Google en su carta. Con esta política Google tratará de hacer frente al problema de los virus en sus apps, que hasta ahora ha sido bastante grande, y no deja de crecer.

4. Spam
Aunque todos lo conocemos y lo detestamos, Google ha especificado lo que considera que es un comportamiento de spam:
a) Contenido repetitivo
b) Descripciones de productos que pueden llevar a equívoco o llenas de palabras clave que traten de manipular el ranking o la relevancia en los resultados de búsqueda en la app store.
c) Las aplicaciones creadas por herramientas automatizadas tienen que ser cargadas por el desarrollador, no por el operador de la herramienta de automatización.
d) Las aplicaciones que generen tráfico de afiliación a una página web u ofrecen links a una web que no es la página del desarrollador.
e) Las aplicaciones que envían SMS automatizados o mensajes de correo electrónico sin confirmarlo antes con los usuarios.

5. Publicidad
La gran fuente de ingresos de Google ya tiene sección propia en las políticas para desarrolladores. La idea principal radica en que los anuncios móviles están considerados como parte de la experiencia de la aplicación y será tratada como tal. Es decir, los desarrolladores son responsables del comportamiento de los anuncios en la aplicación, igual que lo son de la propia app. Esto significa que todas las reglas anteriores también se aplicarán a la publicidad.

Te recomendamos

México

School

Podcast

Podcast

Compartir