Social Media Marketing

Lo que Kylie Jenner nos puede enseñar sobre redes sociales

5 lecciones que Kylie Jenner puede enseñar sobre social media

Kylie Jenner es toda una experta en el arte del social media. Estas son 5 lecciones que las marcas pueden aprender de la pequeña de las Kardashian.

kylieKylie Jenner es una maestra en el arte del storytelling de las redes sociales. Y sus números la avalan. Más de 250 millones de seguidores en sus redes y un imperio de 900 millones de dólares que la hermana de Kim Kardashian ha conseguido impulsando su propia popularidad con su línea de maquillaje.

La hermana pequeña del clan Kardashian ha conseguido asentar su éxito en su presencia en las redes sociales. La marca personal de Kylie Jenner tiene mucho que enseñar al resto de marcas. Cinco lecciones que recoge Forbes.com y a las que no se puede despreciar.

1- Conocer a la audiencia

Kylie sabe cuál es su sector: la moda y la belleza. Se dirige a todos aquellos jóvenes, millennials y centennials, que adoran las nuevas tendencias y que han crecido en medio del boom de las redes sociales. Jenner habla a sus seguidores con naturalidad, como si fueran unos amigos o familiares. Y esto es lo que, en el mundo actual, te hace triunfar en las redes.

Según un estudio de mercado, Instagram es la principal plataforma utilizada por los más jóvenes para descubrir marcas. A la hora de recomendaciones de compra, se decantan por YouTube, mientras que Snapchat es la preferida para documentar sus experiencias de compra.

Kylie Jenner ha sabido enfocarse en los canales que sabe que multiplicarán su alcance. Su marca, KylieCosmetics, tiene un conocimiento profundo de su propia audiencia, lo que se refleja en sus mensajes. Entender a la audiencia es la base de una estrategia de social media profunda.

2- Promocionar los productos

El poder de KylieCosmetics es que sus seguidores son realmente fanáticos de la marca, porque lo son de Jenner. Quieren saberlo absolutamente todo sobre ella, desde qué desayuna hasta cómo viste a su hija, Stormi. Kylie Jenner aprovecha este hecho creando contenido específico para sus nuevas colecciones.

Por cada tres o cuatro fotos que muestran en Instagram su vida personal, Jenner incluye una instantánea de sus productos, que también recibe una avalancha de likes y comentarios. En Snapchat, Jenner muestra los aspectos más desconocidos de su marca, como viajes a su fábrica, cuando lanza una nueva colección o promoción.

Es decir, una buena comunidad debe estar formada por auténticos fans. Mostrar a los seguidores cosas cercanas, personales, hará que estén más dispuestos a adquirir tus productos. Un pensamiento estratégico sobre el contenido es crucial.

3- Ignorar a los “haters”

Es imposible caerle bien a todo el mundo. Una realidad milenaria que, con el aumento de los trolls en internet, se ha convertido en más cierta que nunca. Pero los números acallan a los críticos.

Ignorando lo negativo, Kylie Jenner ha podido enfocarse en ofrecer a su comunidad lo que piden, con accesos exlusivos a sus tiendas pop-ups o apariciones, creando un fuerte vínculo entre su marca y sus consumidores.

No hay camino sin obstáculos, pero hay que intentar seguir creyendo en el propio negocio, a pesar de las críticas. Esto no significa que no haya que tener los oídos bien abiertos, recibir el feedback y mejorar siempre. Pero unas mejoras impulsadas por la comunidad de la marca, no por los trolls que solo buscan sembrar odio.

4- Asociarse con influencers

Jenner es una influencer por sí misma, desde luego, pero eso no ha impedido que se pueda aprovechar de su poder más allá. Aunque ella lo tiene muy fácil, pues solo tiene que acudir a su familia. Pero con cada asociación, su escala aumenta y puede llegar todavía a más seguidores.

Además, Kylie Jenner no solamente ha echado mano de su madre, de Kim y del resto de sus hermanas. También ha utilizado influencers de belleza como MakeupShayla o Nicol Concilio para aumentar la credibilidad de su línea de maquillaje.

Es importante encontrar influencers que formen parte del nicho de la comunidad. Aunque no todas las marcas lo tienen tan fácil como Kylie, hay muchas maneras de conseguir encontrarlos. Por ejemplo, trabajar con agencias de influencers, utilizar aplicaciones que conecten compañías con creadores digitales o buscar hasgtags relevantes. Incluso dar un paso adelante, sin miedo, y enviar un mensaje directo o un correo electrónico a ese influencer que puede llevar la marca hasta el cielo.

5- Utilizar el contenido como educación

Kylie no solamente muestra sus productos, también enseña a su comunidad a utilizarlos correctamente. Sus tutoriales marcan una diferencia significativa, pues hacen que sus seguidores crean que realmente pueden lucir como ella y recrear sus estilismos más populares.

Es decir, hay que enseñar a los consumidores a utilizar los productos mejor. Para ello, los tutoriales en YouTube son una enorme ventaja, aunque Instagram y su recientemente lanzada aplicación IGTV, que permite subir vídeos de una hora, también pueden ser de gran ayuda.

 

 

 

Te recomendamos

#Highway2Sales

NH

Atresmedia

ADN by DAN

Compartir