Social Media Marketing

¿Ha realizado Facebook, intencionadamente, espionaje masivo?

Facebook se enfrenta a una acusación de espionaje que haría palidecer a Cambridge Analytica

Los fundadores de una startup extinguida han aportado varias pruebas que demostrarían que la red social de Mark Zuckerberg habría realizado espionaje masivo a sus usuarios.

espionajeParece que a Mark Zuckerberg todavía le queda un buen camino que recorrer para poder descansar tranquilo. A pesar de que tan solo hace 24 horas que el fundador y CEO de Facebook compareció ante la Eurocámara por el caso Cambridge Analytica, un nuevo problema judicial ondea en el horizonte de la compañía. Una acusación de espionaje que podría dejar a Cambridge Analytica al nivel de las chiquilladas.

Los fundadores de la startup Six4Three, ya extinguida, han presentado en un tribunal de San Mateo (California) pruebas que demostrarían que la red social habría utilizado un sistema “fraudulento” dirigido a espiar “masivamente” a los usuarios de la red social y a sus amigos, incluso a los que no tienen perfil en la red social, según ElConfidencial.com.

Los creadores de la startup californiana aseguran que la compañía leyó de forma fraudulenta, a través de apps, mensajes de texto privados, accediendo también a la localización y a las fotografías de los usuarios. Las pruebas presentadas son decenas de correos electrónicos confidenciales entre altos directivos de la plataforma, incluido Mark Zuckerberg. Los datos obtenidos con estas “malas artes” habrían sido utilizados posteriormente con fines comerciales o para perjudicar a la competencia.

Entre otros métodos de espionaje, desde Six4Three afirman que Facebook habría utilizado la app Pikinis (que permitía acceder y comentar a fotografías de amigos vestidos con trajes de baño) para recolectar datos sin el consentimiento expreso de los usuarios, engañando de forma intencionada a los desarrolladores de la misma.

El escándalo involucraría tanto a los usuarios de Android, de los que se habrían recolectado metadatos y contenido de mensajes de texto, como de iOS, accediendo a fotografías privadas, incluso aunque no se hubieran subido a la aplicación. También muestran pruebas sobre sistemas de activación remota de Bluethooth que permitía conocer la localización del usuario incluso aunque éste no hubiera ofrecido su consentimiento para ello.

“No tienen fundamento. Continuaremos defendiéndonos de forma vigorosa”, señalan desde la red social. Facebook pretende recurrir a un apartado de la ley californiana que protege la libertad de expresión para desestimar las pruebas ofrecidas por Six4Three. La demanda, que se realizó el pasado enero aunque hasta ahora no habían salido a la luz los detalles, se refieren a un periodo comprendido entre 2013 y 2014.

Te recomendamos

Cannes

Mundial

JCDecaux

Katapult

Atresmedia

Compartir