Social Media Marketing

Así luchan las compañías de influencer marketing contra el fraude

Las compañías de influencer marketing ponen su granito de arena para luchar contra el fraude

Las compañías de influencer marketing se han convertido en imprescindibles para ayudar a las marcas a combatir el fraude en este importante ecosistema.

influencer marketingLas compañías de software para el influencer marketing se han abanderado como la principal ayuda de las marcas a la hora de detectar el fraude. Unos esfuerzos por mejorar el fraude publicitario que no suponen ninguna novedad para el mercado, pero sí han mejorado conforme la preocupación de los marketeros ha aumentado. Entre ellos, alguien de tanto peso en el sector como Keith Weed, CMO de Unilever.

Es el caso de Mavrck, una compañía de influencer marketing con sede en Boston. La empresa ha lanzado este mes un nuevo sistema que permite comprobar el riesgo (bajo, medio o alto) de fraude en base a la compra de seguidores o de interacciones. “Nuestros clientes quieren que hagamos que sea simple y obvio comprobar que una persona ha comprado seguidores”, expresa Lyle Stevens, co-fundador de Mavrck.

“Como startup, puedes gritar, pero la gente no te va a escuchar tanto como a un CMO que posee muchas marcas. Ayuda que alguien como Keith Weed hable sobre esto”, ha señalado Krishna Subramanian, co-fundador de Captiv8, una compañía de influencer marketing que ofreció datos para el reportaje en profundidad que The New York Times dedicó al fraude del sector el pasado mes de enero.

Las marcas quieren prevenir el fraude y asegurarse de quién está promocionando sus productos. “Queremos que los influencers representen nuestra marca de la forma más autentica y atractiva, aquellos que tienen una conexión verdadera con sus seguidores”, comenta Marie Bucklin, associate communications manager de Lindt Chocolate USA, que utiliza la versión beta de Mavrck, según Digiday.com.

Pero las agencias y las marcas tienen distintos niveles de tolerancia del fraude. Por ello, compañías como Captiv8 permiten a los clientes customizar el ratio de fraude que se les muestra, según Subramanian.

Por su parte, Stevens afirma que el influencer marketing sigue siendo víctima de la preponderancia de la cantidad de seguidores por encima de la calidad. “Los activos que generan, separados de la audiencia, también tienen un valor”.

Pero las soluciones técnicas para prevenir el fraude son difíciles de construir y es imposible que alcancen la perfección. Según Chris Staymates, vp of engineering de Izea, otra compañía dedicada a este tipo de marketing, a las complicaciones de revisar cada seguidor hay que sumar el hecho de que muchas redes sociales no ofrecen todos los datos de los que disponen.

Para Staymates, la escala del problema es evidente para las propias plataformas. Pero la eliminación de cuentas y las actuaciones de redes como Facebook, Twitter o Google no eliminan el problema de raíz. “Si ellos no pueden conseguirlo, ¿cómo podemos esperar que lo hagamos nosotros con precisión real? Tienen datos mucho más ricos que los nuestros”.

A pesar de la atención que está atrayendo el importante problema, todavía existe poca estandarización entre las propias compañías. “Estamos teniendo una conversación sobre crear una base de datos pública de individuos con alto riesgo de fraude, pero me gustaría colaborar con los compañeros de la industria para crear un estándar”, señala Stevens.

 

 

 

Te recomendamos

México

School

Podcast

Podcast

Compartir