Social Media Marketing

Crisis de información a nivel mundial

Solo el 2% de los niños sabe diferenciar las noticias verdaderas de las fake news

Cada vez son más los que ponen ponen en el foco que estas noticias falsas ennegrecen los procesos democráticos. El problema viene cuando las fake news no son tomadas como tal y ayudan a engañar a una ciudadanía descontenta con la actualidad política y la situación que está viviendo el mundo en general.

fake news

Las fake news están más que generalizadas a lo largo y ancho de internet. Su punto álgido suele llegar a la hora de celebrar elecciones en los diferentes países y en épocas justo anteriores, sobre todo durante las campañas electorales: Reino Unido, España, Estados Unidos. Ningún país se libra de la desinformación con la excusa de derribar al adversario político. El famoso 'todo vale'.

Cada vez son más los que ponen ponen en el foco que estas noticias falsas ennegrecen los procesos democráticos. El problema viene cuando las fake news no son tomadas como tal y ayudan a engañar a una ciudadanía descontenta con la actualidad política y la situación que está viviendo el mundo en general.

El proyecto bautizado como Cross Check de First Draft señala que, en Reino Unido, los conservadores adoptaron prácticas controvertidas de forma repetida. Tal y como señala The Next Web, un ejemplo visual de este hecho fue cuando la oficina de prensa de los conservadores se hizo pasar por verificadores de noticias y editaron imágenes de la BBC para hacer ver que periodistas de renombre estaban en consonancia con su opinión sobre el Brexit.

Las redes sociales son testigos y cómplices de estas acciones. De hecho, ya están intentando poner freno a un monstruo que es y parece difícil de controlar. El pasado mayo nuestro medio se hacía eco de la decisión de Instagram de utilizar los sistemas de verificación de Facebook para frenar la desinformación para luchar contra el contenido falso e inadecuado. Fue entonces cuando comenzó a testar en EE.UU. la verificación third party (Third-Party Fact-Checkers), un programa en el que partners evalúan de forma independiente la información falsa, tal y como lo lleva a cabo Facebook. Esto ya está siendo exportado a nivel mundial.

Por otro lado, a finales de octubre del pasado año, el CEO de Twitter también confirmaba que prohibiría la publicidad política en su plataforma con el objetivo de proteger a las personas de ser manipuladas. Y es que, hay que tener en cuenta que un alto porcentaje de usuarios acceden a información a través de redes sociales y de ahí la importancia de salvaguardar su veracidad a través de reformas urgentes.

Esta situación ha sido bautizada como crisis de información en la que las noticias falsas y la desinformación campan a sus anchar a lo largo de la red de redes metiendo en la cabeza al electorado realidad que en verdad no lo son. Una de las soluciones sería enseñar a los votantes, sobre todo a los más jóvenes, a conocer y saber diferenciar una verdad de las fake news. Y es que, según señala el medio, los jóvenes "no tienen ni idea" de donde provienen la información online que consumen. De hecho, la llamada Commission on Fake News and the Teaching of Critical Literacy Skills de Reino Unido señaló que solo el 2% de los niños británicos cuentan con la destreza suficiente para tener un razonamiento crítica que les ayude a identificar una noticia creíble de una que no lo es.

Este informe también descubrió que casi dos tercios de los maestros creen que las noticias falsas están perjudicando el bienestar de los niños al aumentar los niveles de ansiedad, dañar su autoestima y distorsionar su visión del mundo. La proliferación en línea de noticias falsas también está haciendo que los niños confíen menos en las noticias. Casi la mitad de los niños mayores reciben sus noticias de sitios web y redes sociales, pero solo una cuarta parte de estos niños realmente confían en las fuentes de noticias en línea.

El informe también encontró que la mitad de los maestros sienten que el plan de estudios nacional no equipa a los niños con las habilidades de alfabetización que necesitan para identificar noticias falsas, y un tercio siente que las habilidades críticas de alfabetización que se enseñan en las escuelas no son transferibles al mundo real.

Te recomendamos

Inspirational

Criteo

Informa

Samsung

Compartir