*Cannes Lions 2015

¿Es el triunfo de la publicidad social en Cannes Lions 2015 un "autogol" de la industria publicitaria?

Cannes LionsLas puertas 62ª edición del Festival Internacional de Creatividad Cannes Lions están cerradas definitivamente. El palmarés está completo. Los más de 300 jurados y los ganadores de los 1.288 leones entregados este año en la Costa Azul francesa pueden volver a casa y concentrarse de nuevo en su trabajo.

No obstante, es necesaria una última reflexión antes de dar carpetazo definitivo a Cannes Lions 2015. En la última edición de este prestigioso certamen hay algo que ha llamado a muchos poderosamente la atención: la omnipresencia en el palmarés de campañas sociales. ¿Hay algún problema con la publicidad social? En realidad, ninguno. Siempre y cuando haya presupuestos reales detrás de esas campañas sociales, no hay nada que objetar. Todo lo contrario, es francamente positivo que las grandes empresas hagan suyos temas sociales en sus campañas publicitarias.

Sin embargo, y tal y como sucediera en 2013, cuando una campaña social “Dumb ways to die” cazó la friolera de 5 Grandes Premios y 18 leones de oro, puede también que Cannes Lions se haya vuelto a marcar un gol en propia puerta con su obsesión con la publicidad social, asegura Markus Weber en W&V.

Aunque la definición de lo que es (y lo que no es) una campaña social podría dar para interminables debates, hay una cosa cierta. La publicidad social era hasta hace no mucho una suerte de tabú en el festival publicitario con más solera del mundo. Otorgar un Gran Prix a una campaña social era hasta hace poco prácticamente impensable en Cannes Lions. De todos modos, con el espectacular triunfo de “Dumb ways to die” en 2013 todo ha cambiado de repente. Las compuertas se han abierto y la publicidad social está saliendo a borbotones de tales compuertas.

Consciente quizá de que podría correr muy pronto la misma suerte que la industria del tabaco, la publicidad, sobre la que pesan cada vez más regulaciones, se está poniendo el socorrido “traje social” para intentar esquivar las dentelladas de los legisladores.

Y hace quizás bien en ponérselo, pero no debería forzar las cosas. Si las cosas se fuerzan, dentro de poco en Cannes Lions no se valorará la creatividad de las campañas publicitarias sino más bien su “bondad”. Y eso es una mala noticia para la industria publicitaria.

Te recomendamos

Eficacia

Atresmedia

ADN by DAN

icemd

Compartir