Desde México

Möet Chandon y Apothic Red, patrocinadores del gran evento en México

Extraordinaria 6ta edición del Dîner en Blanc de la Ciudad de México

Extraordinaria 6ta edición del Dîner en Blanc de la Ciudad de México

Llegó la hora y los asistentes vestidos con elegante atuendo blanco se dieron cita en los puntos de reunión; emocionados y con la incertidumbre de cuál sería el lugar donde esa noche pasarían una de las mejores veladas del año.

Dos inmensos Leones custodiaban la hermosa puerta de entrada al mágico lugar: el Monumento a los Niños Héroes. La Avenida Juventud Heroica trazada a solicitud de Carlota de Hasburgo se veía iluminada y fue el perfecto escenario para el picnic colectivo.

3.000 personas llevaron sus mesas, sillas, mantel, vajilla y decoración para pasar un momento agradable, logrando que el evento simplemente sucediera, sin la ayuda de meseros, chefs u otra asistencia.

15 puntos de reunión, 70 autobuses: fueron la caravana perfecta para llegar al tan esperado y secreto lugar.

En el año 2012 la Ciudad de México se convirtió en la primera ciudad de Latinoamérica en llevar a cabo esta cena y hoy en día forma parte de una selecta lista de 80 ciudades pertenecientes a todos los continentes.

La servilleta se agitó y acompañados por las notas del Grupo de Jazz “Tío Gus”, los comensales ya instalados se dispusieron a disfrutar la deliciosa cena, no sin antes realizar un brindis colectivo a cargo de Moët & Chandon, patrocinador oficial del evento.

Poco después las luces se hicieron ausentes y en majestuoso lugar una plataforma se alzó dejando maravillados a los presentes con el talento del tenor Gerardo Reynoso y el violinista Juan Luis Matúz, coordinados por Salvador Guizar, director de orquesta y arreglista.

Los presentes disfrutaron de sus cenas y de menús opcionales de Banquetes Eduardo Kohlman y banquetes “At your Place”, del prestigiado Hotel Four Seasons, maridados con el vino californiano Apothic Red, otro de los patrocinadores oficiales del evento.

A la mitad de la noche, “Cielito lindo” resonó en el mágico espacio mientras los asistentes encendían sus luces de bengala para posteriormente dar paso al DJ César Álvarez quien hizo bailar a la multitud.

En punto de las 11 de la noche cada uno de los asistentes se encargo de dejar su lugar impecable y se retiró, sin olvidar la mágica noche que una vez más ofreció el Dîner en Blanc Ciudad de México.

Te recomendamos

México

2boca2

podcast

A3media

Compartir