Dmexco

Por qué las apps de mensajería no reemplazarán (del todo) al email

DMEXCO: El email es de teflón y ni Messenger ni WhatsApp lo matarán

"Enviaremos menos emails en el futuro, pero esta forma de comunicación no desaparecerá por completo", aseguró ayer en DMEXCO Stan Chudnovsky (Facebook Messenger).

messengerFacebook Messenger se ha convertido en los últimos tiempos en amigo íntimo de un buen número de empresas, que se valen de la célebre app de mensajería para comunicarse más eficientemente con sus clientes.

Stan Chudnovsky, vicepresidente de producto de Facebook Messenger, tiene el pleno convencimiento de que la filial de la red social más grande del mundo está abocada a inaugurar una nueva era comunicativa. Sin embargo, admitió ayer Chudnovksy en la feria de economía digital DMEXCO, el “boom” protagonizado por Facebook Messenger no será tan fenomenal como para cavar la tumba del veterano email.

Escoltado y a su vez ensombrecido por su “madre” Facebook y su “hermano” WhatsApp, Messenger es un servicio que se queda a menudo fuera del radar de quienes se desenvuelven en la arena del marketing y la publicidad. Y eso que Messenger tiene a su vera voluminosas cifras. Sus 1.300 millones de usuarios, sus 200.000 chatbots y los 500.000 millones de emojis enviados a través de su plataforma en 2017 son números (meteóricos) que hablan por sí solos.

La creciente popularidad de Messenger entre las empresas (y también entre los consumidores) Chudnovsky la define con una frase: “¿Qué preferirías, esperar 10 minutos al teléfono para obtener una respetar o esperar idéntico para recibir una contestación a través de Messenger?”.

En Estados Unidos Messenger goza, eso sí, de muchísimo más predicamento que en Europa como canal de atención del cliente, admitió Chudnovsky. Aun así, en el viejo continente hay también magníficos “case studies” de empresas que se valen de Messenger para comunicarse de manera más eficaz con sus clientes. La aerolínea holandesa KLM envía, por ejemplo, las tarjetas de embarque a sus clientes a través de Messenger. Y el 15% de los pasajeros de KLM utiliza, de hecho, esta opción para obtener sus tarjetas de embarque.

Pese a la pujanza de Messenger y otras apps de mensajería, Chudnovsky tiene el pleno convencimiento de que éstas no matarán ni mucho menos al email, al que le queda aún muchísima cuerda.

“Aunque los mensajes enviados a través de Messenger tienen un CTR diez veces mayor al de los emails, el correo electrónico continuará siendo relevante en el futuro”, asegura Chudnovsky. “Enviaremos menos emails, pero esta forma de comunicación no desaparecerá por completo”, recalca.

Preguntado sobre el futuro de Messenger y la inevitable comparación con la app china WeChat (donde la gente pide comida a domicilio, paga las facturas de la luz y reserva incluso citas para el médico), Chudnovksy cree que el símil entre una y otra plataforma es a todas luces desatinado. “Si WeChat tiene tantísimo éxito en China es porque allí la gente no tiene a su disposición otras opciones”, aseveró.

Si no visualiza correctamente este vídeo, haga clic aquí

Te recomendamos

Energy Sistem

School

Podcast

BTMB18

Compartir