líderes en noticias de marketing, publicidad y marcas

El valor de los microinfluencers: ¿Son tan rentables como parece?

EspecialesEnamorando al ConsumidorPonentes de la mesa redonda "El poder de los influencers"

Microinfluencers: El punto de mira de muchas marcas

El valor de los microinfluencers: ¿Son tan rentables como parece?

Lara Pérez

Escrito por Lara Pérez Actualizado el

Ismael El Qudsi, Samantha Betes y Manuel Moreno se suben al escenario de Enamorando al Consumidor para demostrar la valía y el engagement de los llamados microsinfluencers.

El mundo de los influencers está cambiando. Sin duda, estamos ante una revolución de las redes sociales, y eso las marcas lo saben. De hecho, en muchas ocasiones, las figuras con más seguidores son abandonadas a un segundo puesto para dejar paso a otro tipo de perfiles que trabajan el contenido de manera diferente, enfocado a una audiencia concreta. Estos perfiles son conocidos como microinfluencers y en Enamorando al Consumidor los hemos abordado de la mano de Javier Piedrahita, CEO & Founder de MarketingDirecto.com para conocer más a fondo esta clase de negocios.

Si no visualizas correctamente el vídeo embedded, haz clic aquí.

Antes de nada, Ismael El-Qudsi, CEO de SocialPubli.com, ha sido el encargado de poner en contexto a la audiencia junto a los dos microinfluencers invitados: Manuel Moreno y Samantha Betes. Los tres han dialogado sobre la forma de trabajo con las marcas. Para empezar, Moreno ha comentado que «influencers somos todos, porque todo el mundo influencia a alguien en algún momento de su vida. La diferencia está en el engagement de ciertos perfiles». En el caso de Samantha, la influencer ha reconocido: «En mi perfil se genera mucha variedad. No solo me enfoco en el deporte, sino que comparto todo tipo de contenido«.

Llegados a este punto debemos añadir una modificación en el mundo de los influencers, el código de conducta. En este reglamento se genera un nuevo método de actuación, ya que se recomienda anunciar todo el contenido que sea promocionado por alguna marca. «Para mí es algo positivo, porque le filtro a mi audiencia lo que verdaderamente creo que le va a interesar y que tiene que ver con mi contenido«, asegura Manuel. Argumento que refuerza Samantha al reconocer que no acepta ninguna campaña si no está ligada con sus valores y lo que ella cree que debe aparecer en su perfil.

Tras estas declaraciones, Qudsi ha querido compartir un dato que refleja esta realidad: «El 92% de los influencers dice que, si no le gusta un producto, no lo recomienda. Y el 35% de campañas no salen adelante justamente por esta tendencia«. A lo que Samantha añade que «si hay algo que no es de tu etilo, es mejor no lanzarlo». Además, si nos ponemos a hablar de temas económicos, descubrimos que TikTok durante la cuarentena ofrecía dinero por impacto, aunque tal y como reconoce Samantha «acabó rápido. Ahora es muy complicado subir en TikTok».

La conversación continuaba con el foco puesto en las marcas: «Yo les pido que apuesten por caras nuevas. Podemos sorprender«, comenta Samantha. A lo que Manuel continúa su argumento: «Está bien darle cabida a otras figuras y podemos crear contenido muy elaborado, más que algunos influencers con más seguidores».

Y de vuelta a la tendencia de anunciar la publicidad dentro de los contenidos, desde SocialPubli aseguran que en otros países, si no se hace, la multa es muy grande: «Aquí hay mucha hipocresía, porque está bien que se especifique cuando un contenido es de pago, pero debería ser en todas las plataformas«.

La conversación concluía con varios temas sobre la mesa. La salud mental, los filtros y las estadísticas flotaban en el ambiente para que, finalmente, El Qudsi diera el testimonio que clausuraba esta mesa redonda con la temática puesta en los microinfluencers: «En mi opinión el 70% de los influencers han comprado seguidores, por eso recomiendo siempre ir de la mano de una agencia profesional, para evitar dar con alguien que hace trampas».

 

AC2ALITY, el ejemplo de que la comunicación veraz y viral es posibleAnteriorSigueinteImpacto social: ¿Hasta qué punto se deben involucrar las marcas?

Contenido patrocinado