Agencias

5 fórmulas mágicas con las que mejorar la química entre agencias y clientes

cienciaSe trata de una buena agencia y han realizado un trabajo fenomenal pero para el siguiente estamos buscando un perfil que se ajuste mejor a nuestros objetivos. ¿Alguna vez ha escuchado esta afirmación u otras de similares características? Seguro que sí.

En muchas ocasiones la razón que encontramos detrás del motivo por el que una compañía y sus marcas deciden trabajar con otras agencias reside en la química. La relación personal entre agencia y cliente es el elemento fundamental sobre el que sustentar las bases del negocio. A esto, por supuesto, se suman otros conceptos como la creatividad, ingenio o reputación. Pero ¿de qué sirven todas estas habilidades si no existe una relación fluida?

Por suerte para ambas partes hoy queremos ofrecerle cinco consejos con los que agencias y clientes podrán mejorar su relación. La mejor comparación la encontramos en un matrimonio. Un tipo de relación muy estrecha que hay que cuidar cada día donde los pequeños detalles sientan las bases del futuro.

Respeto y colaboración deben ser el punto de partida. Teniendo esto claro vamos a comenzar por una de las cosas que la industria publicitaria debería cambiar. En muchas ocasiones, los clientes prefieren que en las reuniones con la agencia se encuentre presente la persona responsable de la cuenta con la que se está desarrollando el proyecto. A veces esta no se encuentra presente porque se decide que un equipo de altos ejecutivos que no generan esa relación personal tan necesaria con el cliente, sean los que tomen las riendas.

Vamos a ver cinco consejos que puede comenzar a poner en práctica para mejorar la relación entre las agencias y clientes recogidos por Adweek:

1. Muestre una comprensión por los intereses y actividades personales. Todos los detalles que pueda extraer mediante esta técnica le ayudarán a conocer todo lo que motiva y así ponerlo en práctica.

2. Debe investigar a sus clientes para conocer no sólo los puntos fuertes de su negocio sino también las debilidades.

3. Un buen ejercicio para mejorar la relación cliente-agencia pasa por identificar las pasiones y valores comunes y ver si realmente estos son compartidos.

4. Estructure la conversación inicial en base a todos los datos que ha obtenido con los consejos anteriores.

5. Busque las soluciones más allá de las informaciones obvias con las que cuenta.

Por supuesto, juega un papel fundamental la unificación del equipo. Es muy importante que las distintas personas que componen su equipo sientan afinidad entre ellos para que esa unidad se transmita al cliente, reflejando un verdadero compromiso. La cohesión fomenta una mejor colaboración, espontaneidad y apoyo mutuo reduciendo las fricciones.

Te recomendamos

Eficacia

Atresmedia

ADN by DAN

EL OJO

Compartir