líderes en noticias de marketing, publicidad y marcas

Las agencias de publicidad se enfrentan a una crisis de talento que ni siquiera imaginan

talentoNi premios, ni reconocimientos, ni su cartera de clientes. Lo más valioso que tiene una agencia es el talento. Sin él, tan solo serían oficinas con un mobiliario quizás más decorativo que las que podemos encontrar en otros sectores.

La forma en la que la industria publicitaria cultiva y fomenta el talento deja mucho que desear en algunas ocasiones. Los mecanismos para contratar, retener y hacer crecer a los empelados es un tema que merece más de una discusión y debate, así como una clara apuesta de inversión. En particular cuando hablamos de terrenos como el digital o las nuevas tecnologías.

Todavía dependemos de expertos y existen silos en áreas tan importantes como la experiencia de usuario que en muchas compañías ni siquiera existe. Lo mismo sucede cuando hablamos de mobile o estrategias de contenidos. No valoramos lo suficiente el talento que tenemos.

Y el principal problema es que la fuga de talento no se encuentra entre las preocupaciones de los directivos. Según el último estudio elaborado por el MIT Sloan School of Management, apenas un 6% de los directivos de la industria publicitaria sitúa el reclutamiento y desarrollo del talento como una de sus principales preocupaciones.

Grave error si tenemos en cuenta que la retención del talento es la base de la que nace el éxito de la agencia y se le está prestando muy poca atención. Los equipos que permanecen juntos a menudo ganan más veces no solo en el mundo del deporte sino en todos los ámbitos. Lo peor es que muchos se están dando cuenta y no hacen nada por remediarlo.

Volviendo al citado estudio, solo el 11% de los encuestados cree que sus equipos están realmente preparados para competir de forma eficaz en el mundo de la economía digital. Son precisamente las marcas las que parecen estar dándose cuenta de esta situación y han comenzado a desarrollar sus propias capacidades, tal y como recuerda acertadamente desde Digiday.

Y es que querido sector, por mucho que nos duela, no podemos negar que la gran mayoría de las agencias de publicidad siguen mostrándose reticentes a la evolución y los nuevos tiempos en lo que al aumento de la inversión en las personas y su talento se refiere.

Hay que cambiar la mentalidad y comenzar a pensar en la retención de los empleados en vez de resignarnos a perderlos. El talento necesita incentivos y no es algo imposible de realizar. Dinamarca es uno de los países pioneros en este terreno gracias a su innovador sistema educativo.

El país nórdico ofrece una fotografía con empleados comprometidos, que pueden desarrollar sus capacidades y se invierte en sus habilidades a pesar de que haya pasado mucho tiempo desde que rubricaron el contrato. Un enfoque de educativo que es digno de aplicar a las empresas inmersas en la economía digital.

Ha llegado el momento de que las agencias se pregunten qué pasaría si apostasen por la formación de sus empleados desde el primer día o si implantasen por modelos como el del sistema educativo danés. Quizás sus éxitos mejorarían sin en vez de poner únicamente la vista en premios y festivales se potenciase y desarrollase el talento que los hace posible. Quizás y solo quizás, ha llegado el momento de cambiar las bases de la industria.

 

10 famosos que hicieron sus (curiosos) pinitos publicitarios antes de alcanzar la famaAnteriorSigueinte¿Qué tiene sin dormir hoy en día a los publishers?

Noticias recomendadas