Agencias

Cómo separar el grano de la paja en la selección de agencia digital

Con el auge del marketing online, cada vez son más los anunciantes que demandan los servicios de agencias digitales. La demanda es mucha, pero también lo es oferta, por lo que a veces es complicado separar el grano de la paja. Para ayudar a los anunciantes a distinguir una buena agencia digital de otra que no lo es tanto, Augustine Fou proporciona en ClickZ algunos consejos.

De esta manera, a una “mala” agencia digital se la puede reconocer por las siguientes señales:

1. La agencia despliega todo un menú de tácticas con precios cuidadosamente etiquetados aun antes de preguntar al cliente por sus objetivos y desafíos.
2. No hay correlación explícita entre las tácticas propuestas por la agencia y los objetivos del cliente.
3. La agencia no especifica qué métricas va a utilizar para medir la eficacia de la campaña del cliente y no define con exactitud qué significa el éxito o el fracaso de la campaña.
4. La agencia insiste en hablar constantemente de branding, de “storytelling” y de “alcance y frecuencia” para llegar al público objetivo de la marca. Es importante tener en cuenta que en los canales digitales, importa más la calidad que la cantidad de la audiencia.
5. Surgen conflictos de intereses entre agencia y cliente: la agencia propone al cliente tácticas que parecen beneficiar más a ella que al anunciante, insiste en ser la única en analizar el éxito o el fracaso de la campaña del cliente, etc.

Si la agencia supera esta primera criba, el cliente debe seguir investigando si ésta es o no la agencia adecuada para su marca mediante las siguientes tácticas:

1. Si los responsables de la agencia aseguran ser expertos en social media, el cliente debe exigirles pruebas de que efectivamente lo son. Si la única prueba que aportan el respecto es su número de seguidores en Twitter, el cliente debería comenzar a sospechar de quizá no sean tan expertos como parecen.
2. Si la agencia afirma ser experta en SEO, el deber del cliente potencial es solicitarle pruebas en formas en palabras clave o informes.
3. Si la agencia dice hacer sondeos e investigación de mercados tradicional para sus campañas, está dando síntomas de no estar muy en línea con la nueva comunicación digital, en la que la investigación de mercados se hace en tiempo real.
4. Si la agencia trabaja con terceros, hay que asegurarse de que estos terceros han trabajado previamente con la agencia y de que no son sólo colaboradores ocasionales.
5. Para identificar si el precio exigido por la agencia es no correcto, es imprescindible cotejar precios con la competencia.

Te recomendamos

A3

ADN

Navidad

Recopilatorio

Enamorando

Compartir