Agencias

La ANA propone a las agencias enterrar el hacha de guerra (pero antes deja unas perlitas)

White-FlagTras el incendio generado por la publicación del informe de la ANA en el que acusaba a los grandes grupos de la industria, aunque sin revelar nombres, de cometer prácticas poco transparentes para lucrarse a costa de sus clientes, la llama sigue prendida.

En un primer momento fueron las propias agencias las que salieron al paso calificando la información como poco objetiva y argumentada, sin credibilidad aunque lo cierto es que eso no calmó los nervios en el seno de muchas de las compañías.

La propia American Association of Advertising Agencies (4A’s) también salió al paso de la polémica asegurando que el texto es “poco conciso, anónimo y parcial”.

Ahora es el turno de la ANA, responsable de la polémica, que a través de su chief executive, Bob Liodice ha pedido a las agencias que “digieran” los resultados “durante un tiempo”.

Así, Liodice ha querido expresar el malestar de la asociación por la reacción de los agentes implicados con una actitud de desprecio hacia el trabajo de ANA que incluye entre sus miembros a más de 700 empresas y organizaciones entre las que destacan PepsiCo, Unilever, Procter & Gamble, IBM, Visa, Diageo, McDonalds, miembros de la mesa directiva.

“Tenemos un ecosistema basado en un alto nivel de desconfianza y nos va a llevar tiempo ponernos de acuerdo en cómo lo vamos a solucionar”, explica.

Con respecto a las feroces críticas de las agencias Liodice asegura no compartir sus reacciones pero sí las entiende.

“Es su responsabilidad reconocer que existen prácticas poco transparentes y ser honestos con sus clientes. No hablar de ello no es suficiente“.

Pero a pesar de la guerra abierta tras la publicación del texto, Liodice lanza un mensaje positivo asegurando que todavía existe un “papel increíble para la comunidad de agencias y los anunciantes no quieren que se vayan”.

Además, afirma que los anunciantes deben asumir su responsabilidad para “hacerlo mejor” y revisar sus contratos con las agencias.

Con respecto a la ocultación de los nombres de los afectados en el informe, Liodice insiste en que ha sido una decisión correcta ya que su trabajo “es averiguar lo que pasa. No podemos emitir juicios sobre la legalidad o ilegalidad de la situación”.

Te recomendamos

Cannes

Regalos Ecology

Experiencias

Atresmedia

Compartir