líderes en noticias de marketing, publicidad y marcas

Fundación Afi presenta

Eventos y FormaciónPonentes del evento de moda.

Fondo Bolsa Social colabora en el debate medioambiental de Fundación Afi

Fundación Afi presenta "Moda sostenible: El reto de transformar la 2ª industria más contaminante"

Redacción

Escrito por Redacción

El debate tiene como objetivo plantear el importante reto de la moda: conseguir que la industria y sus consumidores sean más sostenibles y responsables.

La Fundación Afi y el venture capital de impacto social Fondo Bolsa Social, han organizado en Madrid el debate «Moda sostenible: El reto de transformar la 2ª industria más contaminante», con el objetivo de poner sobre la mesa los desafíos que se plantean a este sector y sus posibles soluciones.

En este encuentro, han participado actores relevantes del mundo de la moda como Anna Cañadel, co-fundadora y co-CEO de la plataforma para la gestión de la sostenibilidad en la industria textil y de la confección BCome; Miguel Ángel García, Product Manager en El Ganso; Fede Sainz de Robles, fundador de la firma de «moda inteligente» Sepiia; y Alberto Espinós, fundador y CEO de la firma Tropicfeel; moderados por José Moncada, director general del Fondo Bolsa Social.

«En la industria de la moda hay una asignatura pendiente que es mejorar el impacto social y medioambiental. Las marcas producen el doble de prendas hoy en comparación con lo que fabricaban en el año 2000 y los precios bajos de este tipo de moda – el fast fashion- favorecen el fenómeno de usar y tirar en esta industria. De hecho, los europeos consumimos casi 26 kg y desechamos unos 11 kg de ropa cada año» ha introducido Moncada.

Ante este contexto, el sector de la moda tiene un importante reto: conseguir que la industria y los consumidores de moda sean más sostenibles y responsables.

La educación del consumidor

Uno de los grandes desafíos del sector es conseguir un consumo responsable, en el que el cliente valore el esfuerzo que hacen las firmas por ofrecer productos respetuosos con el medioambiente.

«Todos los que estamos aquí podríamos vivir el resto de nuestras vidas con lo que tenemos en nuestro armario. Pero la moda apasiona y define quiénes somos. Aunque por necesidad, no la necesitamos», ha comentado Anna Cañadel, co-CEO de BCome, que también ha asegurado que es muy importante valorar, cuando se compra, el impacto que hay detrás y cómo se va a cuidar esa prenda que se adquiere para que sea de larga duración.

En esta misma línea, Alberto Espinós, fundador y CEO de la firma Tropicfeelha asegurado: «Tengo en mi armario prendas que he heredado de mi padre de cuando era joven. Hay que pensar qué uso se le va a dar una prenda y cuánto tiempo puede durar. Y, a partir de ahí ya, conocer los materiales, etc. Hay que saber si tomo una decisión por un simple impulso o no», asegura Espinós.

Otra de las decisiones que debe tomar el consumidor es qué tipo de producto comprar y, para ello, necesita tener información sobre el mismo en el punto de venta, ya sea físico u online. Sin embargo, ésta es escasa y muchas veces difícil de entender.

Haciendo una comparación con el sector de la alimentación, en cuanto a la información que tiene el consumidor a la hora de comprar un producto, Anna, de Bcome, considera que «sería fantástico que, igual que vas a un «super» y puedes entender qué tiene un paquete de galletas, fuera igual con una prenda».

Sin embargo, para el fundador de Sepiia, es complicado transmitir al consumidor si una prenda es mejor que otra en términos de sostenibilidad porque «el producto 100% sostenible nunca existe«. Según Sainz de Robles, hay que valorar diferentes factores como: los materiales, los procesos de fabricación, si la producción es local, etc.

Por ese motivo, ambos coinciden en que, igual que sucede con la comida, se debería informar al consumidor de lo que está comprando, pero también debería existir una mayor educación de éste (pues no tiene sentido hablar de la huella de carbono si no se sabe cuál es su significado, por ejemplo). «Es una labor de larga de educación, se necesitan certificaciones, unificación de criterios, para que podamos compararnos entre todos», ha asegurado Sainz de Robles.

Crear moda duradera y atemporal

Otra de las soluciones que se han puesto sobre la mesa del debate de Fondo Bolsa Social, es la necesidad de crear prendas atemporales a las que se les dé mucho uso.

Ésta es la misión de la firma de moda Tropicfeel: «La firma nace con el objetivo de crear la mayor comunidad de viajeros y poder vestirles de los pies a la cabeza, con productos atractivos, pero versátiles y de alto impacto. Ofrecemos productos que tienen que durar mucho en el tiempo, por eso, ofrecemos modelos sencillos, alejados de las tendencias», comenta su fundador.

Uno de los grandes problemas que identificó la marca era que en el mercado existían productos muy especializados (de deporte, montaña, aventura…) que tenían un uso limitado en el día a día. Por eso, su propuesta es «crear productos que puedan acompañarte a lo largo de tu día a día y de tu vida; productos todoterreno, que no sirvieran solo en los viajes».

Los pasos que dan las grandes firmas en el camino de la sostenibilidad

Fondo Bolsa Social y la Fundación Afi han contando con la participación de una de las principales firmas de moda españolas: El Ganso. Miguel Ángel García, Product Manager de la marca, ha hablado de los pasos que están dando en el camino de la sostenibilidad, evitando políticas agresivas de descuentos y ofreciendo al cliente un servicio con el que poder alargar la vida útil de sus prendas.

«Damos al cliente el servicio de reparación de prendas en el taller. Para ello, nos provisionamos de botones y fornituras», ha comentado García, quien ha reconocido que siempre hay cosas que mejorar: «El camino de la sostenibilidad es largo, pero hemos avanzado bastante. La sostenibilidad y la innovación son hojas de ruta de la compañía».

Tanto es así, que la compañía ha obtenido la certificación Global Recycled Starndart. «Somos de las pocas empresas en España que son GRS. Para serlo, tiene que haber una trazabilidad de todo el producto. Conlleva unos gastos y unas exigencias que mucha gente ni lo conoce ni lo reconoce. Falta comunicación y ayuda por parte de las administraciones porque conlleva mucho dinero, retraso en las producciones… Pero creemos que nuestro valor es hacerlo y comunicarlo, aunque a veces sientes que no llega al cliente, que no sabe todo el esfuerzo que hay detrás«, ha asegurado García.

Ley de residuos de 2021

Otro de los temas que se ha hablado en el evento es la Ley de Residuos 2021, que prohíbe la destrucción de los productos textiles no vendidos y que hace que, desde este año, la recolección de materiales textiles postconsumo sea obligatoria, lo que implica la recuperación de estos materiales para darles una «segunda vida» mediante el reciclaje o la reutilización.

Ante normativa, en el caso de El Ganso, García ha asegurado que «nosotros damos salida a los sobrantes mediante outlet y tenemos colaboraciones para reciclar las prendas que se puedan reciclar e intentamos alargar la vida de las prendas con nuestros talleres, arreglándolas».

Sobre esta nueva normativa ha hablado también Cañadel, co-fundadora de BCome, que ha comentado que «aunque lo que propone la ley está genial, se tiene que ir mucho más allá. Poco a poco van pasando cosas y parece que hay un interés en medir y bonificar o penalizar».

En lo que han coincidido los participantes del debate es en que es necesaria una normativa que bonifique a las empresas que están trabajando para conseguir ser más sostenibles.

Por ejemplo, el fundador de Sepiia ha comparado la industria de la moda con la de la automoción, otra de las más contaminantes. «En el caso de la automoción se les ha dado la solución: la innovación, es decir, los coches eléctricos. En este caso, se les ha dado facilidades normativas para hacérselo más fácil. Con la moda debería suceder lo mismo. No existen incentivos para las empresas que lo hacen bien, que compiten al mismo nivel que las empresas que lo hacen con condiciones peores, materiales peores…», ha comentado Sainz de Robles.

El CEO de la firma de «moda inteligente» ha añadido que «quizás, no habría que penalizar pero sí beneficiar o dar financiación pública para que se puedan desarrollar estas industrias».

Nota de Prensa.

 

Hiperpersonalización de las campañas: aumenta su impacto y su fidelizaciónAnteriorSigueinteReality Shifting, la oportunidad única para que marcas y Generación Z conecten de manera natural

Contenido patrocinado