Gente

¿Mark Zuckerberg es realmente un genio?

The Facebook Effect (El efecto Facebook) de David Kirkpatrick se ha presentado como una valiosa crónica de cómo nació Facebook, creció y se transformó para dar lugar a lo que vemos ahora. Pero lo impresionante de la obra de Kirkpatrick es que la historia que cuenta toma dos direcciones al mismo tiempo.

Por un lado, la primera dirección se dirige a Silicon Valley, capital de la tecnología y hogar de Facebook cuando sale de la residencia de estudiantes de Harvard. Una historia que, en sí misma, también tiene dos partes, una sobre la cultura creada por Google, Yahoo! y todo lo que era increíble antes de Facebook, y otra sobre cómo funcionaba este tipo de adolescentes inmersos y, al mismo tiempo, al margen de esta cultura, como explica Martin Bihl en Ad Age.

La segunda dirección de la historia trata sobre los seres humanos. The Facebook Effect pretende también ser la historia de cómo conecta la gente, cómo interactúa, como funciona tanto online como offline. Unas relaciones que no sólo se han visto transformadas durante los últimos años, sino que el propio Facebook ha cambiado, y sigue haciéndolo. Kirkpatrick tuvo que escribir sobre cosas que cambiaban mientras las relataba, y que siguen evolucionando. Dos direcciones que se entrecruzan, se solapan e influyen una sobre la otra

Pero Kirkpatrick no puede evitar un cierto endiosamiento de la figura de Mark Zuckerberg: una especie de maestro zen, con las emociones siempre bajo control, siempre tres pasos por encima del resto del mundo. Es indudable que Marck Zuckerberg tiene que ser una persona con unas cualidades únicas para poder llegar hasta donde ha llegado, pero el retrato que de él hace Kirkpatrick es excesivamente irreal. Presenta al creador de Facebook, no como una persona, sino como un profeta, un visionado, un genio, pero nada de ser humano.

Pero para Bihl la figura de Zuckerberg va por otro lado. Si Zuckerberg tiene que ser un genio, al menos en lo que concierne a The Facebook Effect, no es por inventar Facebook. De hecho, el propio Kirkpatrick menciona el hecho de que la idea estaba en la mente de muchos antes de que Zuckerberg llegara a la universidad, por lo que es muy posible que una variante de Facebook sin Zuckerberg hubiera existido.

En cambio, Kirkpatrick sí que resalta el hecho de que Zuckerberg es un genio por entender lo que Facebook realmente significaba, y por entender cómo negociar con su compañía a través de su doble visión.

Te recomendamos

FOA

Youtube

A3media

México

Compartir