Gente

Meg Whitman, nueva CEO de HP: ¿conseguirá manejar bien el timón?

La ejecutiva, anterior CEO de eBay, ha sido nombrada Consejera Delegada de la multinacional Hewlett-Packard en uno de los momentos más complicados para la compañía tecnológica en sus 72 años de historia. Whitman sera el tercer CEO de la HP en menos de dos años: Mark Hurd dimitió tras un escándalo sexual y de contabilidad, y Apotheker no parece haber tenido mucho éxito al frente de la gestión de la compañía. Mientras tanto, las acciones caían en picado.

HP es un negocio gigantesco que en su mayor parte opera independientemente: hay un grupo de software, que podría ser transformado con una compra de autonomía de 10.000 millones de dólares; posee su grupo de impresoras, que hace la mayor cantidad de dinero vendiendo toner y se encuentra todavía a la cabeza del sector; su grupo de servicios, que representa casi un tercio de sus ingresos fue expandido cuando compraron EDS, pero no ha dominado el mercado y gran cantidad de asesores se han marchado.

HP dispone también de un grupo tecnológico de interconexiones, que sigue desafiando a Cisco, pero ha sido duro integrar 3Com en las líneas preexistentes de ProCurve. No hay que olvidar además su grupo de ordenadores, que una vez fue una industria boyante y aún proporciona un tercio de sus ingresos (pero está muy lejos de ofrecer esa porción en beneficios). En la pasada década HP ha comprado Palm, 3Com, 3Par, Compaq y Snapfish y Voodoo PC, entre muchos otros. Unas adquisiciones que no han ido rodadas.

HP ha entrado tarde en el mercado de cloud computing; no han podido articular una estrategia móvil (acuérdense de la debacle de sus tabletas, vendidas a precio de saldo cuando la empresa suprimió el negocio); y han fracasado en su reto a Oracle/Sun. Todos estos problemas hacen de este nuevo nombramiento un riesgo difícil de asumir para Whitman.

Te recomendamos

A3

ADN

Navidad

Recopilatorio

Enamorando

Compartir