Gente

MUERE EL PUBLICISTA HAL RINEY A LOS 75 AÑOS

Hal Riney, el legendario publicista estadounidense cuyo trabajo influyó en campañas presidenciales y cuya visión guió al marketing y al mundo de los negocios, murió ayer a los 75 años víctima del cáncer.

Durante su carrera de casi 50 años, Riney desarrolló la publicidad en torno a la idea de que la modestia vende más que la exageración, y que cualquier conclusión sobre un producto era mejor que fuese conocida por el público. También se mostró contrario de la publicidad como algo intrusivo o insultante, y no se avergonzaba de anuncios.

Sus mejores campañas ayudaron a legitimizar los vinos de E.&J. Gallo con elegantes spots. Quizá, la más famosa fue la que protagonizaron dos ancianos el un porche para la marca de vinos Bartles & Jaymes. También revolucionó la venta de coches, personificando a General Motors.

Incluso, asegura Ad Age, contribuyó a formar la cultura pop: uno de sus primeros clientes, el banco local, quería atraer a la clientela joven. Rinley rodó un spot sobre una boda con una canción que luego se convertiría en un hit de Los Carpenter; “We´ve Only Just Begun”.

Conocido como el Paul Bunyan de la publicidad, Riney también trabajó para las candidaturas republicanas y en 1980 fue parte del llamado “Grupo Martes”, que trabajó en la campaña de Reagan. Su spot “Oso en los bosques”, que comparaba a los comunistas rusos con un oso, y su campaña “La mañana en América” son clásicos.

Te recomendamos

#Highway2Sales

NH

Atresmedia

ADN by DAN

Compartir