Gente

Sir Martin Sorrell se sincera en una entrevista y duda que uno de sus hijos sea quien le sustituya al frente de WPP

En una entrevista publicada en el actual número de la revista británica Management Today, Sir Martin Sorrell se sincera acerca de su forma de vivir, su traumático divorcio y acerca del tema de la sucesión en la cúspide de WPP.

Sorrell lleva desde 1986 al frente del mayor holding de empresas de publicidad y relaciones públicas del mundo, WPP, conglomerado al que pertenecen empresas como Ogilvy Group, la agencia de publicidad Grey y un larguísimo etcétera. Cuando este londinense de 67 años tomó las riendas de la compañía ésta era un fabricante de productos de plástico, pero en unos años el magnate la convirtió en el mayor consorcio empresarial de publicidad.

"El divorcio ha sido lo más duro para mí", afirma Sorrell, que estuvo casado durante 32 años con su primera mujer. "Yo soy el único culpable del divorcio. Me resultó imposible aunar trabajo y familia, por eso he asumido toda responsabilidad". El divorcio le costó más de 30 millones de euros y una propiedad en la ciudad, pero Sorrell piensa que los únicos que sacaron provecho de la situación fueron los abogados: "…te conviertes en el plato del día y ellos te comen…". Actualmente Sorrell ha vuelto a encontrar el amor con una italiana 30 años menor que él.

A pesar del multimillonario divorcio, Sorrell sigue disfrutando de una fortuna de más de 170 millones de euros, aunque él dice que a pesar de tener una buena vida no posee grandes jardines, arte ni coches de coleccionista. La mayor parte de su dinero lo tiene invertido en acciones de su propia compañía.

A la espinosa pregunta de si será alguno de sus tres hijos el que en un futuro dirija el gran imperio que Sorrell ha construido con tanto trabajo, él contesta "lo dudo. Yo siempre había querido trabajar con mi padre, pero cuando lo intentamos no funcionó. No nos escuchábamos el uno al otro".

Te recomendamos

Eficacia

Atresmedia

ADN by DAN

EL OJO

Compartir