líderes en noticias de marketing, publicidad y marcas

3 veteranas marcas que se quitaron el tufo a naftalina perfumándose con content marketing

Algunas marcas, pese a ser a auténticas ancianas (a juzgar por su edad), presumen de una lozanía envidiable que hace incluso morirse de la envidia a las empresas más jóvenes y exitosas.

Para lograr conquistar el corazón de varias generaciones de consumidores, las marcas necesitan aprovisionarse de productos y servicios de calidad (y también de contenidos de rechupete).

El content marketing es una herramienta rejuvenecedora de probada eficacia en el universo marketero. Prueba de ello son las marcas (veteranísimas) que diseccionamos a continuación de la mano de Newscred. Pepsi, LEGO y Polaroid (las tres con muchos años sobre sus espaldas) han conseguido en los últimos tiempos quitarse muchas arrugas de encima con la inestimable de un portentoso «cirujano» llamado marketing de contenidos.

1. Pepsi

Crystal Pepsi, una variante transparente del célebre refresco de cola Pepsico, se vendió durante aproximadamente un año allá por 1992. Sin embargo, y pese a que no duró mucho en el mercado, Crystal Pepsi se convirtió muy pronto en un refresco de culto, cuyos fans más acérrimos llevan reclamando su regreso al ruedo marketero desde que Pepsico decidiera “matarlo” en los 90.

El año pasado Pepsi escuchó las plegarias de los fans de la extinta Crystal Pepsi y decidió “resucitarla” acompañándola de una ingeniosa campaña de content marketing, cuyo eje central era un videojuego (lanzado en colaboración con otro famoso videojuego al otro lado del charco: “The Oregon Trail”). Gracias a su nostálgica campaña de content marketing, Pepsi se las ingenió para generar las friolera de 300 millones de impresiones en la red de redes.

2. LEGO

Puede que LEGO esté actualmente en el culmen de la popularidad, pero hubo un tiempo en que la famosa marca juguetera danesa estuvo tocada y casi hundida. En 2004, después de aventurarse con bastante poco fortuna en el universo de la joyería y la electrónica, LEGO estaba al borde de la bancarrota.

Consciente de que iba por el mal camino, la marca escandinava decidió concentrarse en lo había hecho palpitar el corazón de su negocio desde el principio de los tiempos: sus famosos (y analógicos) ladrillos de plástico.

En 2005, y tras el viraje en su estrategia, LEGO acumulaba ya tasas de crecimiento de dos dígitos. Nueve años después, en 2014, la marca juguetera saboreó la gloria marketera con La LEGO Película, un fenomenal spot de 100 minutos de duración.

La LEGO Película, una auténtica obra maestra del content marketing, recaudó casi 470 millones de dólares en todo el mundo y su éxito sentó las bases de una secuela (también muy taquillera): Batman: La LEGO Película.

3. Polaroid

Polaroid, que cumple 80 años en 2017, ha conseguido dejar una huella indeleble en varias generaciones simultáneamente.

La célebre marca estadounidense se hizo de oro gracias a sus instantáneas de color (toda una novedad en su día). Sin embargo, con el advenimiento de la digitalización, Polaroid se vio al borde de la extinción (pero no “murió”).

Actualmente la que fue en su día una marca 100% analógica es una marca 100% digital con el foco puesto en gadgets como la impresora de bolsillo Polaroid Zip o la cámara equipada con pantalla LED y Wi-Fi Socialmatic.

Polaroid es hoy una marca arrebatadora “cool” y prueba de ello es el excepcional contenido que la veterana empresa vuelca en las redes sociales, en particular en Instagram, donde se mueve como pez en el agua.

Feeling blue ?

Una publicación compartida de Polaroid (@polaroid) el

 

Así es 2b-camp, el campamento para que los más jóvenes aprendan a ser youtubersAnteriorSigueinteUber y Yandex se unen para crear una plataforma unificada en EMEA

Noticias recomendadas