líderes en noticias de marketing, publicidad y marcas

5 claves para hacer "magia" con el content marketing (sin sacárselo de la chistera)

chistera conejoEl content marketing es una práctica cada vez más recurrida en el mundo del marketing, sin embargo, los profesionales quizá estén confiando demasiado en la «magia» de este tipo de formato y es que, según el director de innovación de ViceMedia, Mark Adams, no existe ningún algoritmo para el contenido perfecto. Existe una creciente confusión en la industria entre contenido y publicidad hasta el punto de que muchas marcas creen que el contenido es un anuncio pero con una mayor inversión en medios.

Para aclararle las ideas, le ofrecemos las 5 claves para entender mejor el content marketing y sobre todo, los consejos para no desesperarse cuando trate de dirigirse al cambiante target de los millennials:

1. Aceptar que los millennials no son de fiar
El contexto social en el que han crecido y vivido los millennials ha hecho que se conviertan en un público con características más que particulares al que es muy difícil convencer. Por esto, si quiere al menos tener alguna oportunidad de triunfar debe ser verdadero. «Si no eres abierto y transparente, estás acabado», asegura Adams.

En un tiempo en el que las posibilidades de bloquear anuncios o directamente ver el contenido sin ellos, los marketeros deben crear contenido nativo en el que los millennials confíen. Es más una cuestión de entender y hablarle a una comunidad que del formato de publicidad.

2. Una comunidad con engagement es mucho más poderosa que la mayor de las inversiones
Una de las bases del éxito es crear engagement en los consumidores. Si se crea un buen contenido pero no se comparte, el esfuerzo será totalmente inútil. En este sentido, Adams destaca que el branded content de Vice no requiere grandes inversiones en medios pues «nuestras comunidades son nuestros medios». Además, Adams asegura que muchos anunciantes están gestionando la creación de contenido de la misma manera que lo harían en televisión y «el contenido sin una comunidad nunca será productivo».

Pero, ¿cómo pueden los marketeros una comunidad que esté potencialmente dispuesta a compartir el contenido de la marca? Adams apuesta por trabajar directamente con los medios que son los que disponen de visiones acertadas de sus audiencias. «Una campaña debe estar diseñada por alguien que entienda realmente el contenido y no por alguien obsesionado por CPMs y el alcance».

3. No existe el algoritmo mágico para el éxito de un contenido
Para Adams es necesario que las marcas apuesten por liderar la cultura y no por seguirla y para eso resulta esencial dejar los datos a un lado y «formar comunidades arraigadas con fuertes pasiones y ofrecerle contenidos sobre esas cosas pero de diferentes y nuevas maneras».

4. No obsesionarse con los canales y su funcionamiento
A pesar de la cantidad de datos que ofrecen los canales digitales, muchas compañías ya se están dando cuenta del enorme valor del contenido a través de las redes sociales pues, para los usuarios lo realmente importante es lo que las marcas les ofrecen. «Somos buenos en la medida del contenido que nutre el ecosistema que hemos creado. Durante 10 años hemos estado obsesionados con los canales pero nadie se ha parado a preguntarse sobre qué es lo que aportamos a esos canales».

5. Los consumidores pagarán por el contenido, pero solo si es lo suficientemente bueno
Las primeras compañías que apostaron por un modelo de negocio de suscripción fueron vistas como disruptivas en un modelo asentado en la gratuidad del contenido. Sin embargo, el éxito de servicios como Netflix o Amazon da buena cuenta de que el consumidor sí está dispuesto a pagar pero solo por aquello que le aporte valor. La clave, según Adams, está en posicionarse del lado del consumidor.

 

Otra forma de ver la televisión: el espectador no tradicional #OtraformadeverTVAnteriorSigueinteInspirational 2015 busca los tres proyectos españoles más innovadores del último año

Noticias recomendadas