Marketing

11 maneras en que los "marketeros" siguen anclados en el pasado

marketerEl universo del marketing evoluciona a la velocidad del rayo y con él también los profesionales que habitan en ese universo.

Si quieren sobrevivir en la nueva era digital, a los "marketeros" no les queda más remedio que subirse al tren del cambio. Sin embargo, y pese a que la mayor parte de los "marketeros" presume de estar a la última, sigue habiendo profesionales del marketing que siguen anclados en el pasado.

A continuación, y de la mano de la web especializada en marketing y publicidad iMedia Connection, analizamos las señas de identidad de los “marketeros” trasnochados:

1. No dejan hablar a los clientes
Muchísimas marcas siguen intentando vender sus productos y servicios erigiéndose en las únicas portavoces de tales productos y servicios. En la era 2.0, los “marketeros” están obligados a ceder la palabra al consumidor. En realidad no hay mejor testimonio “marketero” que el propio cliente.

2. Venden productos en lugar de experiencias
Algunos anunciantes siguen instalados en la era de “Mad Men”, en la que todo el foco estaba puesto en la venta de productos. En pleno siglo XXI, si quieren de verdad llegar al corazón del cliente, las marcas deben vender experiencias, no productos.

3. Siguen aferrados como a un clavo ardiendo a las notas de prensa
Las notas de prensa que se envían en masa a los medios de comunicación están abocadas a la extinción. Para conectar de verdad con los periodistas, hay que apostar por las acciones personalizadas y por las relaciones genuinas.

4. Depositan una confianza ciega en las ferias
Las ferias siguen siendo una herramienta adecuada de branding. Sin embargo, desde el punto de vista de la generación de “leads”, las ferias son herramientas “marketeras” completamente desfasadas.

5. Dejan de lado el diseño
Para triunfar en el universo online, las marcas deben pertrecharse de webs impecables y sexis. Dejar el diseño de lado es un pecado imperdonable en el universo online.

6. El marketing outbound continúa guiando sus acciones
Al consumidor no se le interrumpe y se le acosa. Se sale a su encuentro echando mano de tácticas no intrusivas de inbound marketing.

7. No son conscientes de que estamos instalados en un universo de nichos
Aunque el panorama mediático está cada vez más fragmentado, los mercados de masas siguen siendo las estrellas polares que guían a muchos anunciantes. Nada más lejos de la realidad, pues los mensajes personalizados y dirigidos a nichos muy concretos son los que hacen palpitar en la actualidad el corazón del marketing.

8. Siguen centrados en la comunicación de masas
Los mensajes que se dirigen a las masas están condenados a convertirse en spam. Para evitar ser arrojados a la basura, los mensajes “marketeros” deben ser individualizados y relevantes.

9. Piden más que dan
En la nueva era digital los “marketeros” no pueden permitirse el lujo de ser “pedigüeños”. Tienen que ser generosos y dar a la gente lo que quiere: contenidos de calidad.

10. No utilizan banners rastreables
En los años 90 la mayor parte de los banners daban esquinazo al modelo de pago CPC (coste por clic). En 2014 no recurrir a este modelo es “pecado mortal” desde el punto de vista del ROI.

11. Invierten a manos llenas en la televisión
La televisión sigue teniendo un papel protagonista en la vida del consumidor, pero ese papel protagonista está cada vez más mermado por culpa de los dispositivos conectados a internet (smartphones, tabletas, portátiles, etc.). Y los “marketeros” están obligados a tomar nota de estos cambios en su “media mix”.

Te recomendamos

Enamorando

Newsletter

Informa

Atresmedia

Compartir