Marketing

3 ideas basadas en el marketing directo sobre las que todo "marketero" debería reflexionar

albert-einstein¿Cómo medimos el éxito de una campaña? Esta es una de las preguntas que más puede llegar a quitar el sueño a un “marketero” y más ante la multiplicación de canales y soportes a través de los que llegar al cliente que han hecho que distribuir nuestro presupuesto no sea una tarea nada sencilla.

Seguro que en más de una ocasión ha escuchado aquello de que “la mitad del dinero que gasto en publicidad se desperdicia. El problema es que no sé qué mitad”. Una afirmación que cuenta con más de 150 años de vida y que fue formulada por John Wanamaker, empresario y pionero en el mundo del marketing y la publicidad y que, a día de hoy, cobra más vigencia que nunca.

Aunque hemos recorrido un largo camino para poder cuantificar el impacto de nuestras acciones de marketing, aún queda mucho por hacer en lo que a la calidad de los resultados se refiere. Mientras que algunas mediciones pueden tener una correlación directa con las ventas, vemos que otras sólo pueden ser aproximadas.

Ante este escenario son los “marketeros” de marca los que carecen de métodos claros y eficaces con los que medir el impacto de las campañas y, en última instancia, determinar el papel que han jugado a la hora de conducir las ventas. Recordemos que en la actualidad, no resulta nada sencillo entender cómo nuestro presupuesto de marketing se transforma en ventas ya que influyen diversos factores en todo el proceso que pueden alterar los resultados. Hablamos por ejemplo de los bloqueadores de publicidad y la volatilidad del sector digital.

Sobre el papel, la teoría nos queda muy clara a todos: el éxito será mayor cuando podamos medir, traducir y comunicar el progreso completo de nuestras campañas para lo que tenemos que establecer objetivos y KPIs específicos. Por supuesto, es necesario que estén lo más relacionados posible con las ventas y los objetivos de negocio. Pero ¿cómo logramos esto?

La respuesta la encontramos en las estrategias con las que trabajan los “direct marketers”. Las técnicas de marketing directo nos permiten desarrollar contenidos y aprovechar los medios como canales que se convierten en un mayor compromiso con el consumidor y, con el tiempo, en ventas.

Pero ¿cómo podemos impulsar las estrategias empleadas en marketing directo en todas las acciones “marketeras”? La respuesta nos llega de la mano de Direct Marketing con estos tres precisos consejos que podrían resultarle muy útiles:

1. Use los datos para tomar decisiones

Los buenos “marketeros” cuentan con grandes instintos que les ayudan a la hora de tomar decisiones pero los grandes, se sienten más cómodos utilizando los datos no sólo para informar sino para mejorar las estrategias creativas de su marca.

2. ¿No cuenta con datos correctos? Búsquelos

Analizar todos los datos que caen en nuestras manos ya no es una opción para ninguna empresa. Si la información de la que dispone es incompleta o no resulta del todo acertada, tiene que salir a buscar todos los datos que necesita mediante la investigación del mercado en el que opera y sus consumidores. De no hacer nada, sus competidores no tardarán en ponerse por delante.

3. No tenga miedo de corregir el rumbo

Pruebe nuevas ideas en sustitución de los viejos sistemas. No tema a la hora de utilizar los datos para probar nuevas teorías y poner en práctica algunas de las fórmulas del marketing directo. El sector digital, como ya hemos visto, evoluciona de forma constante y hay que estar preparados para todo lo que pueda estar por venir.

Te recomendamos

Cannes

Regalos Ecology

Experiencias

Atresmedia

Compartir