Marketing

Los millennials reescriben el guión de la industria alimentaria

La industria alimentaria está viendo que cada vez más sus productos tienen mayor cabida entre los millennials, es decir, el sector demográfico que abarca desde los 18 a los 34 años de edad. Las preferencias a la hora de adquirir alimentos de esta parte de la población da lugar a una gran variedad de cambios en los grandes supermercados.

Así, la Generación Y está reescribiendo el guión del sector de comestibles, ya que cada vez optan más por alimentos de menor tamaño y, a ser posible, no empaquetados y menos procesados.

Entre los principales afectados por los cambios han sido grandes empresas dedicadas a la alimentación como Kraft Heinz Company, que ha propuesto recientemente a Unilever, otra gran compañía, una fusión debido a la gran cantidad de cambios en el sector.

"Toda la acción que estamos viendo está impulsada por los rápidos cambios en el comportamiento alimenticio de los millennials", asegura Matt Kleinschmit, director general de consumidores y compradores de la firma de investigación de marketing Maru/Matchbox.

"Están cambiando radicalmente la composición del espacio de alimentos y bebidas. Lo que solía ser considerado premium cada vez se ha transformado más en apuestas de mesa para los millennials".

En una encuesta realizada en noviembre de 2016 se comprobó que la Generación Y tiene más tendencia a valorar aspectos que las personas más mayores no han tenido tan en cuenta anteriormente. Por ejemplo, ahora son capaces de pagar más por alimentos sostenibles, de origen local y naturales.

Esto se debe a que cada vez más, las personas son conscientes de la importancia de su salud y, por ello, prefieren adquirir productos con beneficios para la misma. Por ello, los alimentos y bebidas de primera calidad se encuentran en auge, o aquellos que cuestan por lo menos un 20% más que el precio común.

Así, las compañías de alimentos cada vez compiten más contra sus propios clientes, ya que minoristas como Amazon, Kroger o Walmart están introduciendo su propia comida ecológica y natural, haciéndoles perder clientes.

De hecho, en EEUU las grandes marcas tan solo impulsaron el crecimiento total del sector en un 3% de 2011 a 2015, mientras que las empresas que se encontraban por debajo de las 100 primeras del país presentaron casi la mitad del auge.

"Algunas de las grandes marcas están perdiendo relevancia con los consumidores más jóvenes", dijo Kleinschmit. Su tendencia a comprar determinados tipos de comida y, además, online, está revolucionando cada vez más la oferta de los gigantes alimentarios.

Te recomendamos

PREMIOS EFICACIA

Enamorando

Yoigo

Podcast

Atres

Compartir