líderes en noticias de marketing, publicidad y marcas

El marketing engulle una porción del pastel cada vez más pequeña en el seno de las empresas

MarketingLa proporción que se llevan los presupuestos de marketing de los ingresos de las empresas ha menguado ostensiblemente durante el último año

Cada vez menos ingresos aterrizan en el departamento de marketing

El marketing engulle una porción del pastel cada vez más pequeña en el seno de las empresas

La proporción de los ingresos de las empresas que terminan en las arcas del departamento de marketing ha caído drásticamente en 2021.

Aunque la mayor parte de ejecutivos adscritos al C-Suite confía en la capacidad del marketing a la hora de espolear el crecimiento de las empresas, lo cierto es que esa confianza no se refleja necesariamente en los presupuestos (más bien parcos) volcados en esta disciplina.

De acuerdo con un reciente estudio de Gartner, la proporción de los ingresos de las empresas que terminan en las arcas del departamento de marketing ha caído drásticamente en 2021.

El informe, en virtud del cual Gartner consultó a 400 líderes de marketing de cinco mercados diferentes, concluyó que los presupuestos marketeros habían caído hasta el 6,4% este año.

Se trata de la caída más acusada de los últimos años, superada incluso por las cifras de 2014 (las más bajas hasta la fecha), cuando los presupuestos de marketing engulleron de media el 10,2% de la facturación de las compañías.

Incluso en 2020, cuando las empresas estaban involucradas en plena lucha contra la pandemia, el 11% de los ingresos corporativos acabaron siendo destinados a presupuestos de marketing.

El sector de la industria, el más afectado por el desplome

De las nuevas industrias analizadas en su investigación por Gartner, ninguna escapa a los severos recortes infligidos en la proporción que aglutinan de manera global los presupuestos de marketing en el dinero que ingresan las compañías.

El prolapso más acusado tiene lugar en el ramo de la industria, donde los presupuestos de marketing han tenido que conformarse este año con un 5,8% de la facturación (frente al 12,7% de 2020).

De manera similar, las compañías tecnológicas, que el año pasado destinaban el 11,4% de sus ingresos al marketing, ha visto cómo esta proporción menguaba al 5,8% en 2021.

Menos lastrado por esta tendencia generalizada a la baja parece mostrarse, en cambio, el sector de productos de consumo, donde la caída en el último año fue bastante menos abrupta (del 10,8% al 8,3%) que en otros sectores de actividad. El declive fue asimismo moderado en las empresas del ramo de la salud (del 9,9% en 2020 al 7,2% en 2021).

Por otra parte, en 2021 la mayor parte de los marketeros (tanto B2B como B2C) parecen decididos a espolear el gasto en los canales digitales.

No en vano, destinarán casi tres cuartas de su presupuesto (72,2%) a plataformas 100% digitales, en las que liderarán el gasto las redes sociales (11,3%) y la publicidad digital (11,2%). Engullen asimismo buen parte del gasto las webs (10,1%), el SEO (10,6%), el email marketing (9,7%), la publicidad mobile (9,7%) y los anuncios «paid search» (9,7%).

Por su parte, canales no digitales como los anuncios offline (9,9%) o los eventos (8,4%) disfrutan de bastante menos predicamento en los presupuestos de los marketeros.

 

El TEC de Monterrey, de las mejores universidades de Latinoamérica, llega a Archer TroyAnteriorSigueinteLa interfaz de YouTube pasa por chapa y pintura con búsquedas más sencillas y visuales

Noticias recomendadas