Marketing

La tecnología empuja a la medicina a transformarse en un sector más comunicativo

Más comunicación como modelo de negocio

Carlos Mascías, director del Hospital de Torrelodones, acude como invitado especial al Kick off de Group M para descubrir los paralelismos entre el sector de la medicina y el de la publicidad

Carlos Mascías

Un año más, Group M ha celebrado su "Kick off" anual, un evento que ha reunido en el Hotel Suites Mirasierra a 300 profesionales de todas las agencias de Group M y de WPP en España junto a otros profesionales del sector para hablar de las tendencias y la situación del mercado actual.

Rompiendo con lo habitual, en esta ocasión, Group M ha contado con la presencia de un invitado especial que poco tiene que ver con el mundo de la publicidad, ¿o sí? Carlos Mascías, director del Hospital Universitario de Torrelodones, ha sido el encargado de dar a conocer a los asistentes cuán relacionado están el sector de la publicidad y el de la sanidad, y cómo la tecnología ha revolucionado por completo este sector.

“Ir al médico ya no va a ser lo mismo, ¿estamos preparados para este cambio?”, plantea este doctor. “Aunque parezca que los médicos somos intocables, la tecnología también ha llegado a nuestro sector”, y ante esta situación, sólo hay una opción: transformarse.

Para Carlos, “un hospital es el lugar del planeta donde más emociones hay por segundo”. En esta línea, comentaba además que las experiencias que allí viven los usuarios son, para bien o para mal, inolvidables. En este sentido, la comunicación juega un papel primordial, en el que el trato con los pacientes es esencial.

Como punto principal, Carlos apuntaba que “es importante diferenciar entre clientes y pacientes”. A pesar de lo que la mayoría de la gente suele pensar, un paciente no es un cliente, porque “nunca elegiría estar ahí”. Y por este motivo, los médicos tienen una responsabilidad enorme con ellos, y deben esforzarse por tener un trato más comunicativo con sus pacientes, en el que primen la empatía y el respeto.

En diferentes hospitales de Estados Unidos, ya han puesto en marcha este cambio de modelo de negocio, y han aparecido campañas como #Hellomynameis o Comunicate Heart, que han supuesto que estos negocios crezcan y se construyan una mejor imagen de marca.

Además, otro de los factores más importantes en cualquier modelo de negocio es el trabajo en equipo. En este sentido, Carlos ha observado que su sector es uno en los que menos se fomenta. “En la vida he tenido una reunión en la misma sala con enfermeras, celadores, etc., y esto es vital”, confiesa.

El hospital Universitario de Torrelodones, que dirige Carlos, también se ha sumado a este cambio. ¿El resultado? En tan solo un año, este hospital ha conseguido un 7,5% de crecimiento económico. Pero no sólo eso, sino que, además, ha aumentado el número de reseñas positivas que hacen sus pacientes, así como las recomendaciones.

“La tecnología ha transformado tanto nuestra sociedad, que ahora incluso antes de acudir al médico, recurrimos a Google”, comenta Carlos. Tanto es así, que incluso el gigante de los buscadores ha firmado un acuerdo con la Clínica Mayo. Y no es casualidad que las grandes corporaciones mundiales estén invirtiendo en medicina, ya que la salud es lo que más importa a sus usuarios.

Microsoft es otra de las compañías que se ha introducido en el sector de la sanidad a través de su proyecto "Project EmpowerMD: Medical conversations to medical intelligence", un sistema de reconocimiento de voz que graba automáticamente la consulta. Este proyecto, aún en prueba, cambia por completo el sistema de recepción de los pacientes, pues “permite que el médico mire a los ojos a sus pacientes, y la salida, estos tienen de forma automática un informe con todo lo que se ha tratado” lo que favorece por completo la comunicación entre ambos.

“Quizás, dentro de 25 o 30 años, las máquinas puedan operar por sí mismas”, explica Carlos; y es que, por el momento, ya se han empezado a introducir máquinas que son capaces de hacer análisis de sangre. “La máquina no se no se pone mala, no se coge bajas, trabaja más rápido, y aprende de forma exponencial, por lo que a las personas tan solo nos queda transformarnos, cada día, cada mes, cada año…”, sentencia el doctor, a lo que añade que "lo único que nos queda a las personas es aportar su valor humano".

En cuanto a la pregunta sobre si los profesionales de la medicina están preparados para este cambio, la respuesta parece ser uno no, todavía. Desde el primer peldaño de esta profesión, que es la formación, se aprecia que el ámbito de la medicina no ha evolucionado lo suficiente: “se sigue sin aplicar la tecnología durante las clases y no nos forman para saber atender a los pacientes, solamente para diagnosticar y operar”.

Sin duda, aunque la inteligencia artificial puede considerarse una amenaza, las máquinas nunca podrán comportarse como una persona, y la unión entre todas, hace la fuerza. “Stronger together” es la recomendación de Carlos.

Te recomendamos

PREMIOS EFICACIA

Enamorando

EVO Banco

Podcast

Atres

Compartir