Marketing

La publicidad encubierta, el "vampiro" que chupa la sangre al influencer marketing

vampiroEl influencer marketing se está convirtiendo en los últimos tiempos en la mano derecha (y la izquierda) de muchísimos marketeros. Sin embargo, no es oro todo lo que reluce en esta disciplina, que es cómplice (según algunos) de la perversa publicidad encubierta. Sobre las luces y sombras del influencer marketing se discutió precisamente el pasado jueves en el congreso "Content Marketing 2016", celebrado en la ciudad alemana de Frankfurt.

A juicio de Matthias Bannert, CEO y fundador de la agencia especializada en influencer marketing bOOst.me, el problema de la publicidad encubierta se está abordando de manera extraordinariamente laxa y eso podría traducirse en grandes quebraderos de cabeza tanto para las marcas como para los influencers. “Muchos influencers muestran un comportamiento extraordinariamente naif cuando colaboran con las marcas”, señaló Bannert. “Y parecen no conocer la diferencia entre lo que es contenido y lo que es publicidad pura y dura”, agregó.

Aunque por ley está meridianamente claro lo que es publicidad encubierta y lo que no lo es, muchos jóvenes influencers no están familiarizados con los vericuetos legales que entran inevitablemente en juego en el ejercicio de su profesión, constató Bannert.

No obstante, y aunque hay influencers que pecan inevitablemente de ingenuos, también hay otros muchos que tienen un perfecto control de lo que está o no permitido desde el punto de vista legal en su profesión, matizó Philipp John, director de Reachhero.

Por su parte, Vicky Heiler, una influencer curtida ya en mil batallas marketeras y acostumbrada a colaborar con muchísimas marcas desde su blog “Bikinis & Passports”, cree que la publicidad nacida del matrimonio entre influencers y marcas debe ser sobre todo y ante todo auténtica. “Si una acción con una marca está bien planteada y está perfectamente adaptada a la personalidad y al estilo del influencer, el lector no la percibe como publicidad pagada, aunque esté efectivamente etiquetada como tal”, indicó.

Sin embargo, muchas marcas no son conscientes aún de que la autenticidad debe ser hermana siamesa del influencer marketing. “Me llegan constantemente propuestas que debo rechazar, aun cuando me reportarían mucho dinero de manera muy rápida. Hace poco recibí, por ejemplo, una oferta para colaborar con una marca de comida para gatos que nada tiene que ver conmigo puesto que soy dueña de un perro”, apuntó.

Por otra parte, e independientemente de los problemas que transparencia y credibilidad que lleva a veces sobre los hombros el influencer marketing, Robert Levenhagen, CEO de Influencer DB, está convencido de que esta disciplina tendrá cada vez más relevancia en el futuro porque es deudora del profundo cambio que ha tenido lugar durante los últimos años en el ámbito del consumo de medios, sobre todo entre los más jóvenes.

Te recomendamos

A3

ADN

Navidad

Recopilatorio

Enamorando

Compartir