Publicidad

5 campañas tontas de remate que son en realidad el colmo de la genialidad

tontasSeguro que en más de una ocasión se ha topado con un anuncio de esos que le hacen soltar el siguiente exabrupto: "¡Qué tontería!". Y pese a hacer gala de una estupidez pasmosa, el anuncio de marras se queda pegado como una lapa a su cerebro durante semanas y semanas.

¿Cómo es posible semejante fenómeno (paranormal)? A veces para ser memorable la publicidad tiene que colgarse del brazo de la bobería. O de lo que nosotros creemos que es bobería.

Detrás de las memeces que tanto se prodigan en la industria publicitaria hay a veces auténticas genialidades. Fíjese, si no, en las campañas que recoge a continuación Contently. Parecen tontas de remate, pero son en realidad más listas que el hambre.

1. PooPourri.com: “Imagine Where You Can Go”
Los anuncios de ambientadores para el baño son habitualmente el colmo del aburrimiento. PooPourri.com es consciente de ello y por eso su publicidad es un auténtico prodigio del gamberrismo (y del sentido del humor). La última obra maestra publicitaria de PooPourri.com es una oda a la caca en forma de musical en la que hay eufemismos por doquier, un imitador de Beyoncé e incluso un mago de los excrementos. ¿El resultado a tanto ingrediente hediondo? Casi 3 millones de reproducciones en YouTube.

2. Tommy John Underwear: “Crotch Creep”
Las marcas de ropa interior lo tienen terriblemente fácil para sazonar su publicidad con sentido del humor. Sin embargo, prefieren el manido truco de apostar por modelos (masculinos y femeninos) súper sexys escuetamente ataviados con sus prendas. Un enfoque totalmente diferente adopta, no obstante, Tommy John Underwear en su última y genial campaña publicitaria. En ella hay cero “sex appeal” y muchísimos picores, los que sufren en la entrepierna los sufridos protagonistas del anuncio por llevar los calzoncillos equivocados.

3. Whiskas: “Kitten Kollege”
Sabedora del arrebatador encanto de los mininos entre los internautas, la marca de comida para mascotas Whiskas se descolgó el mes pasado en Reino Unido con una campaña protagonizada por lindos gatitos que van a la universidad y que leen a grandes autores como “Katka”. Es una tontería como la copa de un pino, pero ahí radica precisamente el secreto de su éxito.

4. Bonds Underwear: “The Boys”
“The Boys” es un anuncio protagonizado por dos testículos (interpretados por dos humanos, dicho sea de paso) que cuelgan de sendas sillas de paja, discuten animadamente con el cerebro y se quejan de sus miserables vidas, plagadas de repentinos impactos que, afortunadamente y gracias a los calzoncillos de Bonds, son mucho menos dolorosos. Pura sandez (y puro genio).

5. Squatty Potty: “Rainbow Unicorn Poop”
Hace apenas un mes Squatty Potty, una startup que comercializa productos para ayudar a consumidor a hacer más saludables sus deposiciones, alumbró un surrealista spot protagonizado por un unicornio que defecaba heces con los colores del arcoíris. Pese a lo surrealista de su argumento, en el que se cuela también un caballero medieval, el anuncio acumula ya más de 7 millones de reproducciones en YouTube.

Te recomendamos

Eficacia

Atresmedia

ADN by DAN

icemd

Compartir