líderes en noticias de marketing, publicidad y marcas

5 marcas que logran que la fusión de publicidad y escatología desprenda el embriagador aroma del éxito

poopourriDeterminadas funciones del cuerpo humano son un auténtico tabú en la publicidad. Afortunadamente cada vez más marcas se están atreviendo a llamar las cosas por su nombre (incluso las aparentemente más vergonzosas) y utilizar la escatología como un ingrediente más en su publicidad y, lejos de oler mal, la receta funciona a las mil maravillas y desprende el embriagador aroma del éxito. Entre las valientes que se han atrevido ya en unir en matrimonio a publicidad y escatología destacan las 5 marcas que enumera a continuación Digiday:

1. HelloFlo
HelloFlo, un novedoso servicio que envía a domicilio, tampones, compresas y golosinas para pasar el periodo, se marcó hace un año un auténtico éxito viral con el hilarante spot “The Camp Gyno”, al que muchos ponen la etiqueta de mejor anuncio de tampones del mundo. Recientemente HelloFlo ha vuelto a recurrir a la escatología con mucho tino y sentido del humor en el viral “First Moon Party”, protagonizado por una niña que finge su primera menstruación y que es “recompensada” por su madre con una esperpéntica fiesta con “mago de la vagina” incluido.

2. Charmin
Charmin es una marca de papel higiénico de P&G que demuestra en su perfil en Twitter que los poco glamourosos movimientos intestinales son, cuando quieren, de lo más creativos.

3. Cottonelle
Cottonnelle es otra marca de papel higiénico que tampoco tiene ningún miedo de llamar las cosas por su nombre cuando así es necesario. El año pasado la compañía se sacó de la chistera una campaña bautizada con el nombre de #LetsTalkBums (Hablemos de traseros), en la que Cherry Healy, conocida por ser la cara y la voz de varios documentales de la BBC, hablaba sin ningún tipo de tapujos ante la cámara de la a menudo complicada relación entre el papel higiénico y esa parte en la que la espalda pierde su nombre.

http://www.youtube.com/watch?v=IaqsbFugqJs

4. Poo-Pourri
Hace un año la marca de ambientadores para el baño Poo-Pourri parió uno de los éxitos virales más fenomenales (y escatológicos) de los últimos tiempos, “Girls Don’ Poop”. En él vemos a una elegante mujer sentada en la taza del retrete a la que no le duelen prendas a la hora de hablar de sus momentos más íntimos en el baño. En vista del arrollador éxito de este viral, que acumula más de 27 millones de reproducciones en YouTube, Poo-Pourri lanzó a principios de este año una secuela con la que se granjeó también las simpatías de numerosos internautas.

5. Kmart
Hace un año la cadena estadounidense de tiendas de descuento Kmart logró acaparar todos las miradas con la campaña “Ship my pants”, en la que jugaba con la pronunciación casi idéntica de las palabras “ship” (enviar) y “shit” (defecar) para dibujar una sonrisa juguetona en el rostro del espectador y de paso informarle de sus servicios de envío de productos. El humor desplegado por Kmart en esta campaña era a todas luces bastante grueso, pero aun así lo bastante inocente como para arrasar en las redes sociales.

http://www.youtube.com/watch?v=hL4lSavSepc

 

La conferencia de desarrolladores de Google, más "espacial" que nuncaAnteriorSigueinte¿Perdido en el mundo de los logos? Estos 7 consejos le ayudarán a crear uno perfecto para su marca

Noticias recomendadas