líderes en noticias de marketing, publicidad y marcas

Marketing y PublicidadImagen del NFT ("MeowMint") que se dispone a subastar la agencia Mischief

Este NFT quiere alertar de lo contaminantes que son los NFT

Esta agencia subasta un NFT (y otro "regalazo") para salvar el planeta de los corrosivos NFT

La agencia Mischief ha decidido hincar el diente a los NFT para tratar de frenar el corrosivo impacto medioambiental de esta tecnología en el ya de por sí vapuleado planeta Tierra.

Una de las principales ventajas de los ubicuos NFT (tokens no fungibles) es que tan fenomenal invento ha ayudado a legitimar la obra de las artistas digitales. La otra cara de la moneda (mucho más perversa) de los NFT es que tienen un impacto absolutamente terrible en el medio ambiente. No en vano, el «criptomining» asociado a la plataforma Ethreum que hace posible los NFT consume casi 26,5 teravatios por hora al año (cerca del consumo anual generado por un país como Irlanda con 5 millones de habitantes).

Por esta razón, y como antesala del Día de la Tierra, que se celebra el próximo 22 de abril, la agencia Mischief ha decidido hincar el diente a los NFT para tratar de frenar el corrosivo impacto medioambiental de esta tecnología en el ya de por sí vapuleado planeta Tierra.

Mischief ha decidido sacar a subasta su propio NFT: «MeowMint». La subasta de la agencia se dirige específicamente a los anunciantes, a los que promete no solo la titularidad de «MeowMint» sino también una «gran idea» por parte de su equipo.

Quien logre imponerse en la subasta organizada por Mischief será agasajado con medio día de trabajo de los equipos de creatividad y estrategia de la agencia con el último objetivo de procurar solución a un problema de negocio.

Con su singular campaña Mischief pretende poner en valor el trabajo que las agencias brindan a sus clientes. «Un NFT es una manera de representar algo único», explica Darrin Patey, creative technologist de Mischief. «Así que pensamos, ¿por qué un NFT no puede representar una idea?», añade.

 

Ver esta publicación en Instagram

 

Una publicación compartida de Mischief @ NFA (@mischiefusa)

La campaña de Mischief pretende además concienciar a la gente sobre el daño que los NFT infligen al planeta. Y por eso todos los ingresos recaudados con la subasta de «MeowMint» se destinarán de manera íntegra a Green NFT Bounty, una organización que busca de manera activa hacer algo más ecológica la tecnología Blockchain.

«Se está generando una conversación muy relevante en torno al impacto medioambiental de los NFT en particular y de la tecnología Blockchain en general», dice Patey. «Se van a producir mejoras desde el punto de vista de la ecoeficiencia de esta tecnología, pero tales mejoras no están aquí todavía y todos aquellos que experimentan en este campo deberían tomarse este asunto muy en serio», enfatiza.

Sin embargo, si Mischief trata de luchar contra la polución generada por el NFT, ¿por qué se sube al carro de esta tendencia? ¿No hace sino exacerbar el problema alumbrando su propio NFT? «Lo cierto es que sí, pero le estamos pidiendo a la gente que se porte un poco mal en beneficio de un bien mucho mayor», responde Patey.

La subasta de «MeowMint» estará operativa hasta el próximo 22 de abril en esta web.

Eduard Barldris: Jurado en Terres Travel FestivalAnteriorSigueinteCuatro retos de los departamentos de marketing y marca y cómo los afronta Santalucía Seguros

Noticias recomendadas