líderes en noticias de marketing, publicidad y marcas

Amnistía Internacional usa la moda para condenar la venta de armas por parte de Francia

Amnistía Internacional imita la publicidad de moda para condenar la (nada estilosa) venta de armas

Esther Lastra

Escrito por Esther Lastra

En una nueva y contundente campaña Amnistía Internacional toma prestados los códigos de la moda para denunciar la venta de armamento por parte de Francia.

amnistía internacionalEl vino y la moda no son los únicos (y carísimos) productos de exportación que llenan las arcas de Francia. Amnistía Internacional y DDB París han sumado fuerzas para arrojar luz sobre un tema sobre el que país vecino preferiría cubrir un tupido velo: a pesar de ratificar el Tratado de Comercio de Armas (ATT) en 2014, Francia continúa vendiendo armas a países que utilizan tales armas contra civiles (y que incurren, por lo tanto, en crímenes de guerra)

Para poner de relieve (y denunciar) el pingüe negocio de Francia a costa de la venta de armas Amnistía Internacional ha decidido imitar el inconfundible estilo de la publicidad de moda.

En su campaña, lanzada muy oportunamente durante la Semana de la Moda de París (celebrada en el periodo comprendido entre el 23 de septiembre y el 1 de octubre), la ONG hace suyos los códigos (inevitablemente vacuos) del mundo de la moda para lanzar misiles de naturaleza moral sobre el espectador.

En uno de los anuncios que forman parte de la nueva campaña de Amnistía Internacional puede leerse la siguiente frase: «Menos moda, más víctimas». En el anuncio aparece una modelo vestida de manera muy estilosa y portando un arma de gran envergadura en sus manos. En el parte izquierda del anuncio es visible el logo de Amnistía Internacional sobre fondo amarillo y este demoledor texto: «Francia es la moda. Pero es también la venta de armas para matar a civiles. Para parar el tráfico ilegal de armas exigimos a nuestro gobierno más control y transparencia. Firma la petición en amnesty.fr«.

Otro de los anuncios de la nueva campaña de Amnistía Internacional lleva por lema «Bomba francesa. Para él, para ella, para sus hijos».

Dos modelos masculinos ataviados con uniformes militares copan todos los focos en un tercer anuncio, donde puede leerse la siguiente frase: «Bienvenido a Yemen, el showroom del armamento francés».

Al frente de otro de los anuncios de Amnistía Internacional está una modelo estilosamente camuflada entre el follaje, armada por supuesto, y acompañada de esta frase: «Colección otoño-invierno».

El ATT suscrita en su día por Francia prohíbe el comercio y transporte de productos militares cuando las leyes internacionales y los derechos humanos en general corren el riesgo de ser quebrantados. Sin embargo, tal y como subraya Amnistía Internacional en su campaña, Francia continúa siendo a día de hoy el tercer mayor exportador de armas del mundo (a costa de vender su armamento a países que lo utilizan contra sus ciudadanos).

 

¿Por qué la gente da plantón a los influencers en las redes sociales?AnteriorSigueinteLas 4 tendencias de contenido televisivo que le ayudarán a camelar al público joven

Contenido patrocinado