Publicidad

BBDO cuenta la historia del Pinocho moderno en el último spot para Monster

Imagina que cada mañana al despertar se repite una y otra vez cuánto le gusta su trabajo. Llega a la oficina y un montón de posters motivacionales llenos de frases hechas captan su atención mientras se dirige a otra reunión absurda con su jefe tratando de mantener la sonrisa. Mientras, el bolígrafo conmemorativo o regalo de empresa le recuerda que lleva cinco años sentado en esa misma silla hundiéndose cada día que pasa un poco más en su infierno profesional.

Puede que trate de mantener la sonrisa, de mostrarse feliz cuando llegue a casa. Pero, igual que le ocurría a Pinocho, su nariz se ha vuelto tan grande que ya no puede ocultar sus mentiras.

Una historia bastante deprimente, pero tan real como efectiva, que ha desarrollado BBDO Nueva York para la última campaña de la página de empleo Monster que sólo se emitirá en Reino Unido. En el spot, un protagonista anclado en un trabajo que ha llegado a detestar se combina con la atmósfera depresiva creada magistralmente por el director Noam Murro.

Este Pinocho moderno sueña en silencio con escapar de esa cárcel en la que se ha convertido su trabajo mientras que su nariz, que no deja de crecer, se encarga de aportar el toque humorístico al anuncio. Y es que es imposible no pensar si las puertas del ascensor lograrán cerrarse ante semejante apéndice o qué piensa su mujer cuando le ve aparecer en casa con una nariz descomunal después de un largo día de trabajo.

Te recomendamos
En otras webs

Fluge

014

Ojo

Hotwire

dKambio

Compartir